martes, 19 de marzo de 2013

LA CULTURA GENERAL DE LOS PROFES


La semana pasada, el gobierno de la Comunidad de Madrid ha hecho públicos los resultados de las últimas oposiciones a maestros de infantil y primaria, celebradas en 2011, que dejan patentes las profundas lagunas formativas de los aspirantes a profesor. Parece ser que solo un 13% de los presentados logró alcanzar una puntuación de 5 y que el nivel general está por los suelos, hasta el punto de no acertar una gran mayoría de los examinados ni las preguntas más elementales en una prueba específica de cultura general y cometer continuas faltas de ortografía. A pesar de ello, y tal como sucede en el resto de comunidades autónomas, hasta ahora es posible acceder a las bolsas de sustituciones sin necesidad de haber aprobado la fase de oposición del proceso selectivo (es decir el examen, ya que para ser funcionario también hay que superar un concurso de méritos).

En cualquier caso, la nota de prensa publicando los resultados de estos exámenes tiene ciertos tintes demagógicos y recuerda a los famosos libros de Antología del disparate, ya que se basa principalmente en un extracto de los gazapos más llamativos y anecdóticos.

Como ya sabemos todos, el Presidente de la Comunidad de Madrid ha transmitido su inquietud al Ministro de Educación, instándole a endurecer la carrera de Magisterio y a tomar otras medidas para acabar con el vergonzoso bajo nivel de los docentes españoles. El Ministerio se dispone a aprobar un estatuto del profesorado para, entre otras cuestiones, subir el listón en los concursos-oposición, y la Comunidad de Madrid ha anunciado que en próximas convocatorias no permitirá el acceso a las bolsas a quienes no superen el 5.

Ante estos hechos, me gustaría hacer algunas reflexiones y conocer también la opinión de todos nuestros amigos viperinos:

Esperemos que Wert devuelva la dignidad al profesorado público

1.- No es nuevo para nadie que el nivel cultural del profesorado español es llamativamente bajo. Todos conocemos maestros y profesores, pues constituyen un colectivo muy numeroso, y somos conscientes de que estos profesionales no fueron, por lo general, los más brillantes de la clase, de que a menudo tienen un conocimiento poco más que superficial de las materias que imparten y de que cometen faltas de ortografía. Yo conozco a dos profesores inteligentísimos y cultísimos, pero sé de muchos más (sobre todo interinos) cuyo nivel está por los suelos.

2.- Esto mismo también lo saben el Gobierno de España y la Comunidad de Madrid, sin que hasta ahora hayan dicho ni pío. Por ejemplo, dudo mucho que en el concurso-oposición de maestros de esta comunidad autónoma en 2009 los resultados fueran mejores que los de 2011 y sin embargo al gobierno de la Aguirre ni se le pasó por la cabeza impedir entrar en la bolsa a los que obtuvieran menos de un 5 en la siguiente convocatoria. ¿Por qué ahora sí? Sencillamente porque en estos momentos interesa reducir drásticamente el número de interinos debido al tenebroso escenario presupuestario.

3.- Los datos publicados, con tener una base cierta, son populistas, demagógicos y sesgados, amén de que perjudican gravemente la imagen del profesorado español y no hacen justicia a los buenos maestros, que también los hay, sobre todo en franjas de edad en las que no regía el actual sistema educativo.

Mucho cuidado con eso de la cultura general. Cierto que son exigibles unos mínimos, pero ¿cuáles?, ¿qué conocimientos son más y cuáles menos importantes? Nos sorprenderíamos si hiciéramos la famosa prueba de cultura general de la Comunidad de Madrid a muchos supuestos intelectuales y mentes privilegiadas. Al final, con los años y sobre todo en esta era de especialización radical, cada uno sabemos de lo nuestro. Me apuesto lo que sea a que muchos médicos, ingenieros, abogados o economistas de menos de treinta años tampoco habrían salido muy airosos del test.

4.- El bajo nivel del profesorado solo es una consecuencia más de la era LOGSE-LOE que ha consagrado el sistema educativo más aberrante y deficiente de la historia de España, so pretexto de la igualdad, la integración y la satisfacción de “necesidades educativas especiales”. Puede que los maestros sean uno de los grupos más afectados debido al especial perfil de los estudios universitarios de Magisterio, pero no son los únicos ni mucho menos.

5.- Estoy en contra de que una persona que comete faltas de ortografía pueda dar clase en ninguna etapa del sistema educativo.


No puede enseñar el que no sabe
6.- En las protestas que han organizado los profes y en sus manifiestos que podemos leer en las redes sociales repiten mucho la idea de que un docente no tiene por que ser “una enciclopedia andante”, sino un buen pedagogo y un transmisor de valores. Estoy de acuerdo solo en parte, pues considero imprescindible un nivel mínimo que garantice al menos (y hoy no lo garantiza) que los educadores sepan más que los educandos sobre las materias que explican. En primaria es absurdo que un maestro que no domina a la perfección la ortografía enseñe a leer a los niños. En secundaria es intolerable que enseñe historia un profesor que no se sepa de memoria y por orden todos los reyes españoles desde Isabel la Católica.

7.- La política de personal de las administraciones educativas ha sido vergonzosa hasta ahora. La plantilla del profesorado se ha sobredimensionado hasta lo imposible mediante el sistema de interinidad por bolsa. Se ha venido contratando a muchísimo más personal del necesario únicamente por razones políticas y sociales, en concreto para maquillar las cifras del paro de recién titulados en las comunidades autónomas, y ahora con la crisis este sistema no da más de sí y toca inventar pretextos para soltar lastre. Lo ve hasta un ciego: todos los licenciados de carreras sin salidas que no han conseguido otra cosa se pasan el año pululando de un pueblo a otro haciendo sustituciones en los institutos. ¿Alguien conoce a una sola persona que se haya presentado a estas oposiciones y no haya terminado trabajando alguna vez gracias a la bolsa? ¡No ha habido ninguna criba!

8.- La profesión de docente es una de las más importantes para la sociedad. Debería ser vocacional y gozar del prestigio que tuvo antaño, pero hoy se ha convertido, por diversos motivos, en el cajón de sastre de los titulados universitarios, lo que en el fondo nadie quiere ser pero no le queda más remedio. Los educadores se merecen todo el respeto y apoyo del Gobierno y de las administraciones, a través de medidas eficaces (e incluso duras si es necesario) que dignifiquen los estudios universitarios conducentes a la docencia y los procesos selectivos,  y les devuelvan el reconocimiento social que nunca deberían haber perdido, aumentando incluso las exiguas retribuciones del profesorado. Pero de momento el ejecutivo madrileño lo único que ha demostrado con su reciente campaña de prensa  es el mayor menosprecio hacia los responsables de la formación de nuestros niños y jóvenes, intentándoles colar su excusa barata para vestir electoralmente los próximos recortes de personal.

Más sobre educación en La pluma viperina:

- ¡A la mierda la educación! (por Suso)
- Tener estudios
- Recortes educativos
- El recorte de los sueños

19 comentarios:

Mª Asunción Balonga Figuerola dijo...

¡Buenas Al! Tema candente como los que suele plantear y que a mi me escuece, porque hará bien pocos días, entré a cotillear por otro motivo en el blog de una infeliz que afirmaba muy ufana ser "profe" - así decía ella - de Literatura y desde entonces, no puedo comer, ni dormir, de la preocupación que tengo por el desamparo en que deben estar sus alumnos, no sé de que edad ¡qué penosa redacción, qué pobreza de vocabulario, qué paupérrima sintaxis, qué vulgaridad en los temas y términos! oiga que no me voy a mover de mis blogs de "toda la vida" que le he cogido miedo a ir por ahí,¡me encuentro con cada cosa!, no digo más.
Coincido con usted al cien por cien, habría que hacer una purga sin piedad ¡qué vergüenza de paniaguados y enchufados! porque no tiene explicación que estén ahí ¿verdad?
Un abrazo muy fuerte y gracias por su valentía denunciando estos abusos
Asun

Aprendiz dijo...

Estoy de acuerdo contigo en que principalmente no deberían ser profesores los que cometen faltas de ortografía.

A mí lo que más me preocupa es que si un profesor es el encargado de transmitir conocimientos, y ellos mismos no tienen esa inquietud por adquirir nuevos conocimientos, no creo que tengan mucha pasión para enseñar. Y al menos yo cuando estudiaba me daba perfectamente cuenta de la profesora que se esforzarba por darlo todo en clase, y la que cada día entraba temblando para ver como salía ese día del paso. Y eso motiva y desmotiva respectivamente al alumno.

alco dijo...

Usted tiene bastante razón en sus argumentos, pero creo que la raiz del problema está en la administración, la universidad y los sindicatos.
En la administración: porque no ha implantado un buen sistema de selección de profesorado. Las oposiciones (y sé muy bien como funcionan y cual es el nivel de los candidatos) se realizan siguiendo un procedimiento y unos criterios cerrados, impuestos por la administración, y en los que se prima casi siempre la antigüedad de los interinos. Extrañamente, la antigüedad de un candidato en colegios privados o concertados cuenta poco. Es un proceso de reclutamiento altamente ineficaz y orientado a consolidar la plaza de interinos eternos.
Los sindicatos: han forzado al máximo para que el reclutamiento de interinos sea según sus patrones de selección. No se prima la excelencia, sino estar en paro y otras situaciones que no son un mérito, son una calamidad para el que lo sufre pero no un mérito.
La consejera Figar de la CAM es una demagoga: ha resaltado algunos fallos garrafales, que divididos por 14000 candidatos no parece dar una gran densidad de fallos/candidato. Su política de desprestigiar al profesorado de la educación pública tiene como finalidad última cargarse de razones para privatizarla, como ya están haciendo con la sanidad.
La universidad: hay que considerar que estos resultados se han obtenido en candidatos a profesor de primaria, y creo que es un hecho conocido el nivel de las facultades de educación en España: lamentable.
Y por último, y me dirijo a Asun, las purgas (y la bala en la nuca) son un método estalinista. El profesorado no merece ni una purga masiva ni llevar un sambenito. Supongo que a tí te van los colegios privados o concertados; los profesores de estos centros no son mejores (ni tampoco peores) que los de la educación pública, son los centros que están mucho mejor organizados. Desgraciadamente, los responsables del funcionamiento defectuoso de los centros públicos son políticos, los mismos que han hundido las cajas de ahorros. Si quieres hacer purgas y escarmientos masivos, adelante, la consejera Figar está esperando actitudes así, pero detrás de los profesores seguirán muchos otros estamentos, y puede que ya no te parezca tan interesante.

Mª Asunción Balonga Figuerola dijo...

¡Alco, alco...tranqui!...lo de purgas" es una forma de hablar... y sé que el profesorado muchas veces es quién paga culpas ajenas, por favor, disculpad si he utilizado una expresión equívoca o desafortunada.
Y me gustaría decir que aunque prefiero no dar nombres, hay más enchufismo de maestros que no saben por donde van, en colegios privados presuntamente high, que en la enseñanza pública donde el profesorado accede por oposición o la contratación está más controlada ¿vale?
Gracias.
A.

alco dijo...

Asun, no estoy enfadado contigo, ni mucho menos, me ha salido una réplica agresiva pero te aprecio mucho.
En tu nueva foto sales arrebatadora, oye.

quedateenminube dijo...

Estoy de acuerdo con sus argumentos, es impensable que alguien que se dedique a formar a nuestros hijos puedan tener esas lagunas culturales aunque me gustaría saber que franja de edad son los que cometen esas faltas ortográficas...etc.
Todos hemos tenido buenos y malos profesores y, como con buenos profesores nos han hecho sacar lo mejor de nosotros mismos pero a la vez de incentivar pedagogicamente necesitan saber datos culturales que enseñar. Es inaudito los datos que se han filtrao y en los últimos años o en mis años aunque suene duro todos sabemos que los mejores de la clase no se dedicaban a estudiar Magisterio, era de las fáciles y ahora lo tenemos aún más claro.
De todas maneras no quiero generalizar y felicito a los maestros, profesores con vocación que han hecho de su profesión una de las más bonitas que es la de motivar y enseñar. Para ellos, mi felicitación. Un abrazo!

Mª Asunción Balonga Figuerola dijo...

¡Ay alco, qué susto, gracias por tranquilizarme que yo también te tengo en el mejor de los conceptos y si encima me piropeas pues ya...no te pido más ¡guapísimo!
Besotes al Boss Al y demás
A

tomae dijo...

Cuando fuimos a la entrevista con la Directora para conocer el colegio, mientras hablamos sobre el nivel académico y el ideario y otras cosas más ...se me ocurrió preguntarle por la capital de Mongolia a la directora (supongo que todos saben cuál es) ...en ese momento noté el rodillazo que me propinaba mi mujer por tal semejante pregunta...

No les voy a decir cual es la respuesta ...y cómo acabo todo, pero me preguntaba si este tipo de cuestiones pueden ser importantes a la hora de escoger el colegio donde quieres que vayan tus hijos...




El último de Filipinas dijo...

Nunca me había percatado que nunca los más brillantes de la clase tiraban para Magisterio.
Ahí puede estar la clave.

Currante en paro dijo...

¡Exiguas retribuciones! Me parto. ¿Llamas exiguas retribuciones a que yo conozco profesores de secundaria de aquí de Valladolid que ganan 1.700 euros limpios al mes por dar tres clases al día y no todos los días? Eso es un sueldazo y más en estos tiempos y más sin dar palo al agua. Eso sí, para ir a las manifestaciones siempre tienen tiempo. A los interinos de educación les importa un bledo la escuela pública y su calidad, lo único que quieren es mantener sus puestos a toda costa porque le ven las orejas al lobo y por eso están histéricos, cuando no han hecho ningún mérito para estar ahí más que haber estudiado una carrera como todo el mundo porque como dices no se hace ninguna criba. En lo que sí estoy de acuerdo es en que sobran profesores y por eso lo que hay que hacer es echar ya a los interinos por mucho que duela, que es una injusticia que se esté derrochando el dinero de los contribuyentes para tener ahí por el morro a unos tíos que no tienen formación, viven y cobran como marqueses y encima no hacen más que lloriquear sabiendo como está el resto de la gente. No me dan ninguna pena.

Aprendiz dijo...

Tomae pues yo no estoy de acuerdo en que el nivel de un colegio se determine por si la directora te sabe decir así de improviso y sin venir a cuento una capital que le preguntes, todavía si fuera profesora de Geografía...

Es como un día que me crucé por la calle a la familia de uno de mis niños de catequesis con los que estoy a piñón con los Mandamientos, y en mitad de la conversación con sus padres me salta la criaturita, ¿Seño cual era el séptimo mandamiento que no me acuerdo? Yo le miré disimulando una cara de "te mato niño" y le dije: No robarás, Pablito. Pero vaya, que si me pregunta el noveno me veo empezando de carrerilla desde el primero...

Conchi dijo...

Si, yo tambien estoy totalmente de acuerdo con el comentario de Aprendiz. La actitud de ese señor... Tomae, me ha parecido un poco petulante porque esas cosas están muy feas. Vaya que, yo soy peluquera y sé perfectamente cual esa esa capital sin mirarlo en la wikipidia; es... Katunambú.
A mi a veces me pasa que, según el momento del día, si me preguntaran, es que no sabría decir ni cómo me llamo.
Pepi

Anónimo dijo...

Estoy básicamente de acuerdo con la postura de Asun. O Pitita, como gusta ser llamada.

Aprendiz dijo...

En este blog hay mucho listo y mucho gracioso. La verdad empiezo a no comprender como estando activada la moderación de comentarios, se siguen publicando los de anónimos que su única intención es como poco dar por saco y molestar a otros comentaristas, que de forma más o menos acertada, sólo pretenden dar una opinión. Con los piques que surgen entre nosotros sin aparente maldad yo creo que ya se da un poco de juego de vez en cuando, pero estos anónimos más o menos habituales lo único que hacen es molestar.
No sé por qué se les da juego permitiendoles participar, vaya.

tomae dijo...

Con permiso Sr. Neri

...gracias Sr.Neri por aprobar el comentario.

Aprendiz ...pues estuve apunto de preguntar por los gases nobles de la tabla periódica de los elementos(es broma) ...Lo que ocurrió es que la conversación iba por esos derroteros (no geográficos) sobre la importancia de saberse el dato frente a la cultura en general...el dato puede ser esclarecedor, sacarnos de un apuro si lo tienes bien sabido, aprendido; pero evidentemente no demuestra el nivel cultural. Puede que ahora con tanta facilidad de acceso a la tecnología no sea tan necesario como antes y quizá lo importante sea saber discernir entre tanta información.

De todas formas uno tiene al lado una señora que le propina rodillazos con las mejores de las sensateces ...desde entonces no me deja hablar ni en las reuniones ni en las tutorías sin antes hacerme un pequeño esquema de lo que tengo que decir ... aunque no siempre le hago mucho caso.

Sra Conchi pues a mí eso de la Petulancia me suena a Petunias, que (y lo he mirado en la Wiki) son unas flores muy bonitas de color lila ...también me gustan las margaritas. Le comento esto ...porque como ya es primavera, en esta temporada también me pasa que hay veces que no sé quien soy, exactamente no es así, pero eso de los estambres, los abejorros y la fotosíntesis me tiene un poco alterado.

Estoy convencido que en su oficio de peluquera tiene oportunidad de entablar buenas conversaciones y aprender muchas cosas sin necesidad de acudir a ese u otro manual ...y con los años usted acaba sabiendo más de la gente con solo mirar su cogote.

PD...Al final las niñas fueron escolarizadas en ese colegio. Por supuesto que lo de capital esa era lo de menos.

La lozana andaluza dijo...

Totalmente de acuerdo en que el nivel cultural del profesorado español es deprimente,yo al menos lo veo así porque estudié parte del bachiller en Kotka,y bueno no hay color,cuando llegué a España comprendí que aqui ya sería siempre una segundona,ya que acostumbrada al alto nivel que traía vi claramente,que aquí nadie se preocupaba de que aprendiera mas,principalmente porque los profesores que tenía en aquella época puedo asegurar que yo ya los rebazaba en todo,así que así me quedé en la eterna lozana andaluza.

Al Neri dijo...

Asun, yo no creo que estén enchufados, sino que hay muy poco nivel. Vamos, que da la impresión de que la gente cultivada y sin faltas de ortografía no suele presentarse a estos procesos selectivos.

Aprendiz, esa es la clave: no se trata tanto de que sepan más o menos (que también), sino de su habitual falta de inquietud cultural. Por cierto, el crío de la catequesis tenía que haberle pedido que le explicase el Sexto delante de sus padres y usted se habría lucido.

Alco, estoy de acuerdo en todo con su análisis. La opinión de un catedrático de instituto me parece muy valiosa y me alegra que la haya compartido con nosotros.

Quedateenminube, me uno a su felicitación final.

Tomae, genial, pero las preguntas falladas por los maestros madrileños eran sensiblemente más fáciles que la de Mongolia. No quiero poner muchos ejemplos de la estúpida noticia que se ha publicado, pero por ejemplo alguno decía que Soria era una comunidad autónoma (¡pero si ni siquiera es una ciudad! :-) ), que una gallina era un mamífero y que "escrúpulo" significa "no ser capaz de tocar las algas con las manos".

Último de Filipinas, ¿lo dice en serio?

Currante en paro, bienvenido, pero no sabe usted ni de qué va la fiesta.

Conchi-Pepi, bienvenida. Es que sa pregunta de Tomae se la sabe hasta Rajoy.

Andaluza, lo confieso, he tenido que mirar Kotka en Wikipedia. en vez de una ciudad finlandesa me sonaba más a poblado de Kenia, oiga. Es que no me kotko.

La lozana andaluza. dijo...

Al neri,hay que ver no saber dónde estaba Kotka,creo que al final me tendré que ir de profesora a Valladolid para daros clases de cultura general,claro que como hablo con el huevo en la boca,igual no me entendiais,de todas maneras te diré qu estuve aññi en un colegio dónde el profesorado brillaba por su brillantez,no como en España,y había unas normas de cuartel o mas,pero salías de lo mas culto,y lo mas educado,eso si.

Al Neri dijo...

Por si alguien tiene curiosidad, aquí está el famoso examen de cultura general de la Comunidad de Madrid.