domingo, 3 de mayo de 2009

HISTORIAS DE "CAMORRISTI"

Estoy seguro de que casi todos los aficionados al cine sobre la mafia hemos quedado muy gratamente sorprendidos con el estreno este año de Gomorra, una película italiana de Mateo Garrone que se acerca valientemente y como nunca se ha hecho hasta ahora al mundo de la Bella Società Riformata, más conocida como la Camorra, una especie de organización mafiosa que parasita la economía de la región de Campania, sobre todo de Nápoles, desde los albores del siglo XIX. Mejor dicho, yo es la única peli que conozco que describa el ambiente de un barrio napolitano dominado y empobrecido por la extorsión y los crímenes de los oscuros camorristi.

Acostumbrados como estamos a una especie de mitificación de la mafia en el cine, donde las tramas y los asesinatos se nos muestran como algo misterioso y casi épico, o bien se ofrece una imagen sofisticada y poderosa de las bandas del crimen organizado, sorprende cuando menos esta cinta, que profundiza en la cara triste, cutre, materialista y despiadada de una de las mayores lacras de Italia, que ha asolado hasta su casi abandono y destrucción varios núcleos urbanos de Nápoles. Por otra parte, estamos demasiado habituados a conocer en la gran pantalla solamente historias de la Cosa Nostra, la rama de la mafia siciliana en Estados Unidos, en unos contextos desarrollistas y "de guante blanco", y entre los años 20 y 70 del pasado siglo, pero no habíamos tenido ocasión hasta el estreno de Gomorra de ver los huevos de la serpiente, los orígenes latino-europeos del problema, el clima de un barrio italiano controlado por estos criminales, la idiosincrasia de los protagonistas, y todo ello en plena actualidad, sin tener que remontarnos a épocas “de película”.

Sólo quiero recomendar este peliculón, sin entrar en muchos detalles argumentales. Dejar caer, eso sí, que se trata de varias mini-historias paralelas donde podemos ver las diferentes facetas de este fenómeno aparentemente complejo, pero que en el fondo se reduce a simple violencia y dinero. En este fresco sobre el crimen en Nápoles, se habla de la edad temprana en que los jóvenes marginales se incorporan a las bandas; de los problemas internos entre las mismas; de los diferentes sectores económicos que controla la Camorra (alta confección, eliminación fraudulenta de residuos...), y de su forma implacable de "hacer justicia" con cualquiera que ose delinquir al margen de sus cerradas estructuras jerárquicas.

5 comentarios:

El Subdirector del Banco Arús dijo...

Vaya por Dios, sr. Neri, hace unas semanas tuve la oportunidad de ver la película y, obre todo debido a lo cutre que me pareció el cartel, la dejé pasar.

¿No tendrá algo que ver con un reciente libro cuyo autor necesita escolta en Italia por tratar el tema? No recuerdo el libro ni el autor que, eso sí, creo no llegaba a los 40 años?

Txiripitiflautiko dijo...

Debido a la rica multiculturalidad que disfruta España, los españoles vamos teniendo conocimiento de primera mano de un rico muestrario de organizaciones similares. Alianza de Hampones.

Joven Madrileño dijo...

Tengo ganas de verla, a ver cómo es.

Italia debe ser asqueroso, al menos en aquellas zonas donde estén establecidos. Es la industria de la mafia.

Dulcinea dijo...

Mafias hay en todas las partes del mundo no solo en Italia, lo que pasa es que la de italia y Estados unidos se ha hecho mas famosa por el cine. La peli tiene buena pinta, a ver si la veo.

J. F. Sebastian dijo...

La dejé a medias pero espero terminarla. Para variar me parece más interesante el libro (ironic off) algo espeso pero sólo por el capítulo dedicado a kalashnikov vale la pena.