jueves, 26 de noviembre de 2009

ESCUDITOS Y LOGOTIPOS

Con tanta descentralización y competencia entre administraciones locales, autonómicas, centrales y, sobre todo, con tanta pugna ridícula entre políticos inútiles cuyo único interés es mantenerse cuatro años en el poder ya sea en el mismo o en otro puesto diferente, uno se da cuenta de la manera en que se despilfarran nuestros impuestos.

Cada vez que se inaugura un paso de peatones, lo importante no es si se ha realizado en el momento o en lugar previsto o si se ha ajustado a los presupuestos. Ni siquiera es importante si el paso de cebra hace falta o no. Lo que verdaderamente interesa a esa caterva de ineptos, que si no fuera por la política no servirían ni para barrer lo que inauguran, es estar en el lugar conveniente para salir en la foto correspondiente del diario de provincias que no lee nadie pero que, sin embargo, pasará a engrosar el archivo de prensa correspondiente, verdadera hoja de servicios de los más vanos arribistas.
Otra cosa muy importante a la hora de justificar un trabajo más que deficiente es colocar el cartelito. Reciente está el tema de los elefantiásicos carteles del Plan E que, con casi 1.400 euros por unidad, eran más caros que muchas de las obras que anunciaban. Pero no sólo el (des)Gobierno de ZP está obsesionado con dejar claro quién está pagando la obra de turno. aunque yo, hasta ahora, creía que las pagábamos los ciudadanos con nuestros desproporcionados impuestos.

La Junta de Castilla y León, por poner otro ejemplo, es otra de esas instituciones de rótulo. Recuerdo que, en la Biblioteca Pública de mi ciudad, gestionada por la Consejería de Cultura, cuando se iba a celebrar una charla o conferencia lo único que te pedían era que, en una esquina del pasquín anunciador se colocara el logotipo de la Junta y que expresamente se dijera que ésta colaboraba con la iniciativa. Así, incluso una reconocidad secta gnóstica llegó a celebrar charlas acerca de la reencarnación y los marcianos que llegarían a la Tierra a salvarnos del enorme meteorito que se acerba a destruirla. ¿Ningún juntero se dio cuenta del ridículo que hace la Administración confesando su complicidad en mamarrachadas por el estilo? Vamos, que sólo les falta, ayudar a financiar -suponiendo que no lo hagan- los neones de cualquier lupanar de carretera si, a cambio, estos les colocan el escudito en cualquier esquina. Esquina del luminoso, quiero decir.

En algunos casos, el tema del letrerito roza el insulto al ciudadano. Es los pueblos de Castilla y León, hace unos años, al lado de casi todas las iglesias se colocó un enorme cartel del estilo al del Plan E donde se anunciaba la próxima restauración de dicho monumento. Eso sí, generalmente no se indicaban ni plazos ni presupuestos ni nada. Tanto es así que, como ningún duende ha decido ponerse al tajo por su cuenta, muchos carteles han quedado descoloridos y oxidados, sirviendo únicamente para que algunos garrulos los siembren de perdigonazos.

Lo último que he visto clama al cielo. Se trata de una dotación de ordenadores que llegaron a su destino con cerca de dos meses de retraso. Además, nadie hizo el más mínimo amago por enterarse de las características más convenientes para estas máquinas. Se trataba de ordenadores desfasados comprados a un mayorista de stocks por los que sólo Dios sabe lo que se habrá pagado. Eso sí, venían convenientemente serigrafiados con los logotipos de los ocho organismos, planes y administraciones que habían metido mano en tal desastre., tal y como puede verse en la foto siguiente. Debo vivir en otro mundo pues, hasta ahora, creía que las chapuzas era mejor no firmarlas.


(La foto está hecha con el móvil)

7 comentarios:

Txiripitiflautiko dijo...

A toda la cuadrilla de parásitos que nos esquilma a distintos niveles (estatal, autonómico y municipal)les encanta lo de figurar. En cuanto a lo de que no patrocinen los neones de los puticlubs de carretera, supongo que será por no mezclar a sus madres en esto.

Al Neri dijo...

Los políticos son como comerciales pero a lo grande. Tienen que vender cosas y maquillarlas mucho para que se vendan mejor, o sea para que entren o salgan de las estadísticas según convenga, o tengan o no "visibilidad" (que es la palabra que más les gusta después de "sinergias")

Anónimo dijo...

Este articulo me recuerda a otra de las grandes tramas urdidas para chupar del bote:
- La empresa farmaceutica, que una vez gastado lo menos posible para sacar al mercado sus productos, y gastandose después lo que les sobra en pijadas varias para regalar (nadie se podría ni imaginar cuantas)
- y como no, los medicos prescriptores de esos medicamentos, los cuales ven pagadas sus vacaciones gracias a los viajes regalo de estas multinacionales.
Todo esto estaría muy bien si al final no fueramos todos los que pagaramos esto gracias a la financiación estatal y a la mala regulación de los medicamentos genéricos.

Teutates dijo...

Estoy completamente de acuerdo con usted en las baladronadas que hacen nuestros políticos. Son una especie maligna y venenosa, que provoca que todo lo que tocan enferme por necesidad y termine de la peor manera posible.
No solo se gastan montañas de dinero en esto que usted advierte, también se gasta en la pésima gestión de los fondos públicos que hacen nuestras administraciones, y con el mamoneo de familias, amigos y amantes que existe a la hora de formar parte de dichas administraciones, especialmente dentro de entidades públicas de derecho privado o en entiedades autónomas de la administración.

Chirly dijo...

Lo ha dicho usted. Vivimos una política de "gestos", son todo fotos, rótulos, carteles. Importa mas que la gente se entere de que hacemos cosas que hacerlas de verdad. Obama es un paradigma de éso. Zapatero, a la española, también. Y la Junta de Castilla y León (supongo que el resto de goviernos autonómicos) hace una política obsesionada por su reflejo en los medios a los que, por otra parte, compra a golpe de publicidades hasta que sólo dicen lo que quieren que diga... Es un tipo de politica (desdde Valladolid a Obama) dominada por el márketing y por la imagen más que por un fondo trascendente que tenga que ver el servicio al ciudadano.

Chirly dijo...

¡goBiernos, goBiernos...! perdón; hiere a la vista, lo sé.

Dulcinea dijo...

Todas esas cosas que cuentas son consustanciales a los políticos. Ellos solo piensan en mantenerse a flote en las proximas elecciones y seguir disfrutando del chollo asi que tienen que hacer curriculum saliendo en prensa, en carteles, en folletos, presentaciones... Que se les vea bien!