domingo, 15 de marzo de 2009

VISTO EL CHACHO, VISTA LA CHACHA

Dicen que en el amor siempre hay un roto para un descosido, aunque yo creo más bien que encontrar pareja se parece demasiado a un mercadillo cruel, donde cada cual luce sus méritos, sus inteligencias, sus bellezas, sus estudios y sus dineros y acaba “canjeado” por un “producto” equivalente, salvo honrosísimas excepciones. Ya lo decía un compañero mío de mili, de un pueblo de Tierra de Campos: “Visto el chacho, vista la chacha”.

Me ha venido esto a la mente al darme cuenta de que, de un tiempo a esta parte, no dejo de encontrarme en la calle cierto tipo de parejita con un perfil inconfundible, agarrados como lapas y haciéndose continuos arrumacos.

En todos los casos él es el clásico saldo de rebaja en el mercado del amor; yo diría más bien que un artículo descatalogado. Hay muchas variantes, pero al final siempre es lo mismo: un sesentón con mala pinta, un chaval joven muy gordo y con gafas de culo de vaso o el típico tío cutre de mediana edad que podríamos apostar el sueldo de un año a que su profesión es, en el mejor de los casos, el pastoreo de ovejas en alguna diminuta localidad del Valle del Esgueva.

Pero las características de ella resultan, si cabe, más predecibles, pues sin excepción alguna se trata de una inmigrante joven de origen hispanoamericano y extracción social humildísima, con un brillo picarón en la mirada, voz dulce y actitud empalagosa (“Ay, guapote, dale un beso a tu negra”). Aun así, el físico de la muchacha varía enormemente, yo presumo que en función de los millones de las antiguas pesetas que le haya asegurado tener en Caja España su acompañante. De este modo, si observas que el galán es un viudo roñoso (hasta ahora) o un paleto joven de los de “la mejor lotería, el ahorro y la economía”, con tierras y tal, lo más seguro es que la novieta sea una jamelgona de cuidado, con un tipo aceptable y pechuga prominente, que cada vez que le meta un meneo al “afortunado”, éste se frotará las manos calculando lo que se ahorra en visitas al puticlub del cruce. Por el contrario, cuando el colega es un pringado sin más, un estudiante universitario que no se ha comido un rosco en su vida o una persona con trazas de pobretón, la amorosa peruana, hondureña o colombiana resulta bajita, gorda y con acusados rasgos raciales.

A veces me sorprendo sintiendo pena por estas parejas, pero en seguida me digo que soy un canalla y que fijo que los dos son muy felices por haber encontrado cada uno lo que buscaba: ellas, dinero, seguridad y la posibilidad de quedarse en España; y ellos… bueno… ellos, lo que no habrían conseguido ni locos en otras circunstancias, es decir, ligar (y menos "gratis") y con una mujer joven. Otras veces me pregunto si no seré demasiado cabroncete y mal pensado, y si no podrá haber parejas de español e inmigrante (¿o inmigranta?) que no se expliquen por el interés, por el dinero o por la soledad. Y lo más chungo es que en ocasiones contadas me da por hacerme esta misma pregunta con las parejas “normales” entre españoles o entre personas sin estas necesidades tan manifiestas.

27 comentarios:

Aprendiz dijo...

Yo no entiendo esa frase "Visto el chacho, vista la chacha", ¿significa lo mismo que la de "siempre hay un roto para un descosido"?

Yo la verdad no he visto mucho en mi ciudad estas parejas que describes, pero sí en algunos programas y coincide con tu descripción, aunque yo creo que en verdad al hombre (viejete y con dinero) le importa poco que sea mas guapa o mas fea...

Creo que si que hay muchas relaciones por conveniencia, el tener pareja da seguridad, y no solo en el tema economico sino más bien ante la sociedad.

Al Neri dijo...

Aprendiz, chacho en caló significa chico. Quiere decir que si ves a un miembro de la pareja, te puedes imaginar cómo es el otro.

porlafamiliaporlavida dijo...

JAJAJA, JAJAJA, JAJAJA, JAJAJA, JAJAJA. Hacía tiempo que no entraba pero hijo, me he partido, me he partido de risa, imaginándome lo que describes, es más no he tenido mucho que imaginar. Hace unos ocho meses un señor mayor, vino al despacho a solicitarme un préstamo para la reunificación de sus deudas, por su edad, su hijo soltero tuvo que avalar el préstamo. El hijo, pues 31 años, pelo grasosito, acné juvenil posmaduro, gafas a lo pringao de las películas americanas, y metro sesenta si le hago justicia, y de tipo, bueno, de estos,que no tienen mucho que agradecer a Dios y a la genética, con un toque de timidez que rozaba tanto la sensibilidad que llegué a pensar que era homosexual. Hace un par de semanas le vi, agarradito y acaramelado de una boliviana que por semblanza y aspecto, podría tener casi cincuenta, pero no, tiene mi edad 36 años, cinco hijos en Bolivia, y trabaja cuidando a un anciano en mi pueblo, se quieren casar para junio, y traer a los hijos para acá, así que acaba de pasar de ser un españolito mediocre que no se comía un rosquito a tener una mujercita que le ha levantado el ego, pero que si no me equivoco, todo caducará una vez estén aquí todos los churumbeles, porque con 685 euritos que gana el pobre muchacho, no creo que el amor le dure para más, pero mientras tanto, que le quiten lo bailao, y se lo ahorra en profesionales.

Muy buen post.

Un abrazo Al.

F.A. dijo...

Muy gracioso el post Nery (prueba algún día a hacer un "monólogo", lo bordarías), y no por ello falto de razón (al menos yo pienso como tú cuando veo esas parejitas). Ahora bien, como decís los creyentes: "son insondables los caminos del señor" (en este caso el camino al amor).

Isaak Asino dijo...

Acertado post, Al Neri, fruto sin duda de la observación y que tengo la impresión que cualquiera que ande por la calle, suscribiría.

Aunque es de resaltar que dada la situación de "recesión económica moderada" que disfrutamos en estos días, las nativas equivalentes a las sudamericanas que mencionas pasan más desapercibidas, por su semblante, nacionalidad y rasgos absolutamente ibéricos.

Incluso recuerdo ahora el caso "Alvarez Cascos" o "Cayetana", y otros que, por tratarse de individuos anónimos, es tontería mencionar.

Por la Gran Vía de mi ciudad se han paseado desde siempre, maqueadas y cimbreantes, las lozanas hijas del proletariado a la caza de carteras y apellidos, sin pretender reparar en la talla de pantalón que los aloja. La nueva competencia indio-mestiza, por supuesto, recoge las migajas que las beldades desechan. Pero la diferencia entre unas y otras no es demasiada. Ni entre ellos.

De cualquier forma, es justo considerarlo como una labor social y humanitaria más, prestada por la población inmigrante femenina.

Aún así... ¡viva el Amor!

Álvaro dijo...

Gracias Neri por su entrada, me he reido muy a gusto leyéndola. Y por cierto, es de destacar su gran capacidad de observación y de disección de la realidad.

Eso sí, como ha dicho Isaak Asino: ¡viva el Amor! (pero el que lleva mayúscula, que es el de verdad).

dulcinea dijo...

Las sudacas es que van a lo que van, son la gente más materialista y con el instinto de supervivencia más fuerte que he visto. Son capaces de liarse con un viejo asqueroso sólo por traerse a los hijos o a su mamá a España. Me parece que no tienen dignidad, claro que con los pardillos que pican el anzuelo una no sabe si reir o llorar. Es verdad lo que dices de que al final cada uno saca su tajada pero me parece repugnante y digno de lástima.

El Subdirector del Banco Arús dijo...

Algo tendrá el agua cuando la bendicen... Sé de algún caso de hombres casados con españolas que han abandonado a su familia para liarse con sudamericanas. Pero no de éstas protagonistas de culebrones sino las feas de metro cuarenta de alto por dos de ancho y dos de fondo. Una cosa increíble. Deben saber hacer algo mejor que las españolas aparte de limpiar la cartera a estos incautos.

Cuantísima hambre hay que tener para comerse una bombilla!!!

Txiripitiflautiko dijo...

Ja ja ja ja. Excelente artículo. Muy descriptivo de nuestra realidad social. Lo peor de muchos de los casos que comentas es que, a veces, una vez que la panchita ha conseguido la nacionalidad por medio de algún pringado de éstos, lo primero que hace es traerse de su país a sus hijos y al padre o padres de los mismos.

ignatus dijo...

La "equivalencia" de los 2 términos de la mayoría de las parejas pienso que, generalmente, viene determinada por la propia dinámica social: nos relacionamos con gente de similar estatus, con similares estudios, aspiraciones, aficiones,… precisamente porque estudiamos en los mismos centros, acudimos a las mismas actividades, trabajamos en la misma empresa con cargos similares. Vamos, el "Dios les cría y ellos se juntan" de toda la vida, que suele ser válido tanto para el amor como para la amistad. De ahí que la ecuación, al menos desde el exterior, parezca equilibrada en general.

Lo que nos choca, por ser estadísticamente minoritario, son el negro con el blanco, el pobre con el rico, el tonto con el listo. Y ahí vemos más claramente una desigualdad (al menos en lo "externo" y conocido).

Pero en ambos casos, o hay un enamoramiento sincero (con lo que lo demás no importa) o hay, como Neri señala al principio de su entrada, un mercadeo (más o menos inconsciente).

Y si hay mercadeo, podemos hablar de negocio más o menos ventajoso, pero negocio a fin de cuentas tanto si es "equilibrado" como si no. Aunque en los casos que señala, al intercambiarse valores distintos (el rico con la cachonda, el tonto con la negra...) choca más. Pero no me parece mucho peor.

Bueno, en realidad sí me parece algo peor, pues en casos "de polos opuestos" el mercadeo (por ambas partes) es más consciente de lo aceptable.

De los comentarios hechos, me ha hecho gracia (por decir algo) el de Dulcinea en el que señala, como si fuera un defecto, el instinto de supervivencia de los sudacas. Afortunadamente creo que sus vidas no dependen de los ligoteos, pero de ser así, parece decir que lo lógico es que asumiesen su extinción (suena a "estos cabrones, que no terminan de morirse"). Y del ejemplo que señala a continuación, liarse con un viejo "sólo" por poder estar con sus hijos y darles una vida mejor, me parece uno de los pocos motivos por el que yo mismo pudiera estar dispuesto a prostituirme. En fin, que aunque sea “digno de lástima”, no me parece especialmente “indigno”.

Saludos a todos.

SUSI dijo...

Ignatus,acabo de leerte,y aunque estoy de acuerdo contigo en muchas cosas,estoy totalmente en desacuerdo,en q uno elige por pareja a alguien parecido a el.Uno se acaba casando con la persona de la q se enamora,q,posiblemente no tenga nada q ver contigo,pero te enamoras,y no te importa nada.Fué mi caso,y es el de mis padres.Te daré algnos datos,y ya me diras q opinas.
Mi padre es de ciudad,mi madre de pueblo.Mi padre tiene estudios superiores,mi madre apenas fue a la escuela.Llevan 42 años juntos,comparten infinidad de cosas juntos,como viajar,el cine,l música,pasear,los dos aman la opera.Se aman y se divierten juntos,hoy por hoy,creo q a los dos les sería dificil vivir sin el otro.Cuando se casaron nadie apostó por este matrimonio,pero ellos se amaban y se aman,de verdad,por eso superaron todas las barreras,q existían entre ellos.

ignatus dijo...

Susi, coincido contigo. Yo no digo que uno elija a alguien parecido a él, sino que uno elige de entre lo que conoce. Y uno suele conocer gente en el trabajo, universidad, etc. por lo que la mayoría de sus candidatos tendrán similares estudios, similar estatus laboral...

Lo que pasa es que en mi comentario me he centrado en lo que he considerado la premisa principal de la entrada: la pareja como mercadeo.

De ahí que el enamoramiento casi no lo menciono. Casi, pues sí que digo que cuando hay un enamoramiento sincero, lo demás (estatus, estudios, economía...) no importa, que es lo que se refrenda con el ejemplo de tus padres.

Que además me sirve para señalar que yo siempre he hablado de que "nos chocan" las características "visibles", "externas" o "conocidas" (de ahí que no "apostasen" por tus padres). Pero que lo importante, como tú señalas, son las no visibles que verdaderamente unen (y en este caso, enamoraron)

SUSI dijo...

Gracias ignatus,por tu pronta respuesta,perdón había entendido q opinabas lo contrario.Yo espero q todas las parejas q están unidas su principal motor sea el amor.Aunque es obvio,q también existen las uniiones por conveniencia,casi todas ellas lamentablemente las económicas,lo cual es denigrante para el q ama,y triste.Solo un gran amor,puede mantener unida a una pareja,el amor,la ilusión,la mistad entre ellos,la diversión el sexo,todo sto juno,y siempre según mi propia experiencia,e lo único q puede llevar a una pareja,a estar unida toda la vida.Lo demás como dicen por aquí,es q ir pa ná,es perder el tiempo.

dulcinea dijo...

Las sudacas que vienen pa España saben del amor lo que yo de fisica cuántica.

Aprendiz de brujo dijo...

Neri genial la entrada. Geniales los estereotipos.
Suscribo lo dicho por Ignatus en su totalidad.
Aparte, yo si me veo de mayor con una latina brava que me diga lo guapetón que estoy y que me llame papichulo.Si tuviera pasta la iba a tratar como a una reina, que no le faltara de nada a mi diosa.
Eso si le pediría que no sobreactuara.Detesto el histrionismo.

SUSI dijo...

Dulcinea,veo q tienes muy mal concepto de personas a las q peyorativamente llamas sudacas.
Yo misma en el caso de q mi hijo no tuviera para comer,no dudaría ni por un momento,en ejercer la profesión mas antigua del mundo.Las necesidades,son muy crueles y obligan a las personas a optar,por un camino,o por otro.
Ignoro si tienes hijos,yo tengo uno de 20 años,y si llegara el caso,q todo nos puede suceder,de q no tuviera sus necesidades básicas cubiertas,la fisica cuántica y yo,también estaríamos enemistadas.
Brujito,tu q si sabes,yo también,de tener la cartera llena,no me importaría un buen ¿ sudaca?,se me enganchara del brazo.Aunque difiero de ti,en un asuntillo,conmigo podría sobreactuar,todo lo q quisiera,no me importaría,ni le pondría pegas.

Aprendiz dijo...

Así van las relaciones hoy en día. Uno no se puede dejar llevar por el enamoramiento, hay que tener más cabeza en las relaciones si se quiere que duren.

Lo que dice Susi de "Solo un gran amor,puede mantener unida a una pareja"

Sinceramente me parece absurdo, todas las parejas cuando se casan o se van a vivir juntas son "las más enamoradas", y sin embargo cuántas se rompen... Sólo el respeto puede mantener unida una pareja, porque el enamoramiento, la ilusión, la diversión en el sexo...todo esto se acaba.

Estoy de acuerdo con Dulcinea, pero no solo con las sudacas; mucha gente no sabe qué es el amor.

Ejercer la prostitución por sacar adelante a la familia, no es un acto heroico, es el camino más fácil, a todo se aconstumbra uno al fin de cuentas. Sí es un acto heroico levantarte a las cinco de la mañana y pasarse el día fregando escaleras por un pequeño sueldo, pero sin tener que vender tu cuerpo.

Reconozcamos que en casi toda sudamérica pasa como en Cuba, se dice que no existe la prostitución, pero es que todo el mundo se prostituye. Las mujeres que vienen a España vienen directas a eso que saben que es lo más rápido.

Aprendiz de brujo dijo...

Aprendiz, me pareces una persona respetable aún no estando casi nunca de acuerdo con lo que dices.Podrías decirme que hay que tener en la cabeza además que el enamoramiento?.
Efectivamente hay motivos más resistentes que el enamoramiento para estra con alguien, pero siempre son más espúreos. Al fin y al cabo lo sentimientos son material especialmente delicado.
Otras bases como los compromisos morales, religiosos, económicos, sociales son mucho más fuertes.
Puedo estar de acuerdo en que el enamoramiento responde a unas leyes más racionales de las que pensamos, pero el amor con premeditación y alevosía me parece una felonía.
Mantener intacta la pasión a lo largo del es casi un imposible, dejar de luchar por ello una inmoralidad.

Aprendiz dijo...

Aprendiz de brujo;

Primero de todo digo que no hay una fórmula mágica para que triunfe el amor. Pero que la vida trae sola muchas dificultades como para encima buscarnos nosotros más.

Si se quiere que una relación dure (yo hablo de relaciones para toda la vida) lo primero, claro, es que se esté enamorado. Luego:

La visión de futuro propia y la de tu pareja. Es decir, si se cree en el amor para toda la vida, si de primeras no se cree en eso...

La capacidad para soportar los defectos de tu pareja (no me refiero a los físicos). Muchos creen que con el tiempo conseguirán corregirlos. Ejemplos, temas con la bebida, las salidas con los amigos, el trato que te da, la actitud ante el trabajo…

La confianza y el respeto. Creo al fin de cuentas que esto es lo único que prevalece con los años. Y es eso a lo que se le llama amor cuando se llevan 30 años juntos.

Saludos.

Al Neri dijo...

Yo estoy al 100% de acuerdo con lo que dice Aprendiz. La única forma de que la pareja funcione es poner mucha cabeza y no dejarse llevar por los impulsos de todo tipo.

SUSI dijo...

Querida aprendiz,siento no estar de nuevo,de acerdo contigo,nada tengo en contra tuya,pero estoy convencida q el amor puede con todo,y puede durar toda la vida,así como el enamoramiento y la pasión,ya q forma parte de nuestra propia existencia.Cuando estás enamorada de alguien,no es q no veas,sus defectos ,es q no te importan,divertirse juntos es prioritario,así como mantener viva la llama de la pasión.
A lo q dices,q hay otros trabajos,para mantener un hijo,no lo dudo,lo q dije sobre la prostitución no es literal,entiendelo como q cualquier madre,haría lo q fuera por un hijo,creo q es el vinculo mas fuerte q existe entre dos personas.
Creo,sin lugar a dudas,q en el caso q,la vida de un hijo corriera peligro de muerte,cualquiera vendería su cuerpo,y hasta su alma al diablo.Hay veces,q pagar un alto precio,está plenamente justificado,es lo q quería expresar,y quizá no me explique bien.
Me encantó el párrafo del Sr.Brujo,cuando dice: dejar de luchar por la pasión es una inmoralidad,con tu permiso,lo voy a apuntar en mi agenda para navegar por la vida.
Feliz dia del padre,a todos los q lo seais,a los q se llamen joses,a las josefas,a todos,un beso desde Sevilla.

Aprendiz dijo...

Susi no te preocupes, con personas con diferentes formas de pensar nunca falta la conversación.

El Subdirector del Banco Arús dijo...

El enamoramiento no creo que sirva para soportar un matrimonio. Es un estado casi hipnótico, de alienación...

Cuando estás enamorado no ves los defectos, estás ciego y no creo que ningún proyecto de futuro se pueda sostener así. Lo importante es amar de verdad: cuando conoces los defectos, pero no te importan.

SUSI dijo...

Impecable,Sr.subdirector,así es,cuando conoces los defectos de tu pareja,pero no te importan porque deseas seguir con ella,puedes muy bien tener proyectos de futuro con esa persona,q bien pueden durar toda una vida.
Tras el enamoramiento,llega el amor,q es la única base para q dure una pareja,lo demás es perder el tiempo,y otras oportunidades,los dos.Eso si q me parece de ser egoista.

El Subdirector del Banco Arús dijo...

Se me había olvidado comentar una cosa. No es poco frecuente ver mujeres de escándalo (guapas, simpáticas, trabajadoras, incluso inteligentes) liadas con macarras de medio pelo que ni siquiera las tratan bien.

Uno de esos grandes misterios de la naturaleza.

SUSI dijo...

Un soneto,me mando a hacer este sabadillo
y yo,por zafiarme de tal brete
en lugar de soneto,haré un sainete
q para mi es trabajo mas sencillo.
La escena representa un catetillo
mas personajes:un macarra,q arremete
dos guaperas,una rubia,y un listillo.
Se levanta el telón,una disputa
se establece entre el macarra,y el goruta
de la q frunce el macarra el entrecejo,
el guapo pretendiendo a la oxigenda
se arremanga....y ya está liada,
y aquí acaba,el sainete y el soneto.

Anónimo dijo...

¿Pero cómo puedes hacer este tipo de generalizaciones...???