jueves, 20 de noviembre de 2008

CANCIÓN TRISTE PARA UN 20-N


Si les llamo ultraderechistas, me dirán que no son de derechas, que la vieja derecha española siempre estuvo vendida al liberalismo y obsesionada con los privilegios de clase. Si me refiero a ellos como fachas, me dirán que es despectivo, que la palabra “facha” viene de la pronunciación italiana de “fascista” y que el fascismo es una cosa pensada sólo para Italia. Si hablo de partidos, me dirán que ellos no son un partido, porque los partidos son instituciones artificiales ideadas para dividir a los españoles. Les llame como les llame, siempre me corregirán con algún matiz. Les atribuya las ideas que les atribuya, siempre me puntualizarán con argumentos completamente diferentes según la persona, aunque pertenezcan al mismo “partido”. Así que para evitar susceptibilidades, acuño aquí mismo la denominación “organizaciones patrióticas extraparlamentarias”, en adelante OPE.

Yo creo que con las OPE pasa un fenómeno muy curioso, y es que los planteamientos que defienden están profundamente arraigados en un sector considerablemente amplio de la población española, mientras que el número de afiliados, colaboradores y votantes de estos grupos es marginal a más no poder. No pocas personas de nuestro entorno comulgan en general con bastantes consignas de las OPE y sin embargo casi nadie las vota, ni pone una peseta para su promoción, ni se afilia, ni asiste a sus actos públicos, ni, si me apuras, las conoce.
¿Por qué están los españoles tan decepcionados con las OPE pese a compartir muchas de sus ideas?

La explicación típica que dan los miembros de las OPE a este fenómeno paranormal es que el Sistema, o sea la democracia (perdón, la partitocracia, porque si no me pueden llover mil comentarios matizadores) les amordaza, les censura, les margina, les niega subvenciones, les tira a la papelera los comunicados de prensa y les boicotea todo lo que hacen. También suelen echar la culpa de todos sus males al sunami bipartidista (siento citar a Llamazares), que arrasa la ilusión de sus votantes potenciales, y a la mecánica electoral.

Sin negar la veracidad de esta explicación, yo les respondería a los del mundo multicolor de las OPE que esto sólo es una verdad a medias, además de una coletilla muy cómoda y superficial para eludir la necesaria reflexión sobre los motivos del estruendoso fracaso a todos los niveles de su opción u opciones políticas. Las OPE y su entorno llevan ya décadas soltando tinta de calamar en forma de acusaciones grandilocuentes al Sistema para escaquearse de identificar sus propias culpas y carencias, su propio comportamiento autodestructivo y su propia incapacidad en muchos aspectos.

¿Por qué en la Transición las OPE lo tenían casi todo: pasión, gente, intelectuales, figuras conocidas y dinero, y hoy, a decir verdad, sólo les queda lo primero? Y lo peor muchas veces es que con la pasión, el entusiasmo y el patriotismo sincero de estas organizaciones pasa como con los neumáticos Pirelli, que “la potencia sin control, no sirve de nada”, es decir que por falta de estrategia, de mensaje o de tono adecuado, muchas veces se terminan derrochando –y quemándose y marchándose a casa- grandes y firmes voluntades.

Como el tema me preocupa, sin ánimo de extenderme y a modo de crítica cariñosa y constructiva, voy a resumir en QUINCE los grandes errores y puntos débiles de las OPE.
Espero que mi canción triste para este 20-N pueda servir a alguien para reflexionar.

1- Falta de originalidad. Se lleva años repitiendo los mismos tópicos, los mismos argumentos inspirados en textos históricos, sin ofrecer ideas frescas y novedosas sobre los temas que preocupan a los españoles de hoy.

2- Monomanías. Es frecuente que las OPE se enroquen en uno, dos o a lo más tres grandes problemas de España, basando su mensaje obsesivamente en ellos (inmigración sobre todo, pero también aborto y Unidad de España, que aunque son fundamentales no pueden ocupar todo un programa político).

3- Ausencia de liderazgo. Las OPE carecen de líderes definidos y con proyección social o mediática. No les conoce nadie y aquellos que son conocidos se encuentran estigmatizados por muy diversas causas, entre ellas haber estado en la cárcel por delitos no relacionados con su actividad política.

4- Nostalgia. La actividad de bastantes OPE se limita a organizar en fechas puntuales conmemoraciones nostálgicas de hechos y personajes históricos, con más contenido sentimental que político (12-O, 25-J, 20-N, 29-O, 2-M…)

5- Tono inadecuado. El tono empleado por algunas OPE en sus mensajes suele ser grandilocuente, estridente e histérico, lo que incomoda a muchas personas.

6- Falta de Unidad. Estoy de acuerdo en que dentro de las OPE hay grupos que se parecen entre sí como un huevo a una castaña y es utópico aspirar a fusión o colaboración alguna entre ellos. Pero también en este espectro hay movimientos muy similares, por no decir casi idénticos, que se niegan a cooperar por antipatías personales. Las OPE con pretensiones electorales –que no son todas- tienden a confundir la ideología con sus metas políticas en el sistema vigente (deben de creer que en el PP, por ejemplo, todos piensan igual). Además, de entre toda la sopa de siglas patrióticas y críticas con el modelo constitucional, ¿por qué nadie ha sido capaz de ofrecer un “partido” mínimamente unitario y sólido?

7- Falsedad. Es frecuentísimo encontrar OPE integradas por personajes absolutamente fanáticos (nazis incluidos) que sin embargo se esfuerzan por ofrecer una imagen renovadora y aséptica alejada de símbolos y mensajes que les identifiquen con el “facherío”. Por otra parte, en las OPE se miente y se falsea sistemáticamente con el número de apoyos, afiliados, votos, asistentes a manifestaciones, etc.

8- Falta de preparación intelectual. El entusiasmo y la buena voluntad de los militantes de las OPE aparecen desgraciadamente acompañados de una falta de preparación generalizada. Para criticar el modelo político vigente lo primero es conocerlo a fondo y esto suele ser una excepción. El militante medio de una OPE suele ser un lector compulsivo pero monográfico e ineficaz, capacitado para dar una conferencia brillante sobre el Doctor Albiñana o la participación de los irlandeses en nuestra guerra civil, pero desconocedor del número de miembros de las Cámaras o de la Directiva Comunitaria del año pasado sobre liberalización económica.

9- Incoherencia. No tiene sentido que determinadas organizaciones ultracríticas con el sistema partitocrático, electoral y parlamentario vuelquen toda su actividad y dediquen el 100% de su presupuesto a las citas electorales.

10- Conspiranoia y obsesión por el enemigo. En las OPE siempre echan la culpa de sus desgracias a todos menos a ellos mismos y se tienden a obsesionar con la actividad de la extrema izquierda marginal y de ciertos personajes concretos.

11- Confusión entre práctica religiosa y actividad política. Es cierto que un político católico tiene obligación de defender y promocionar la Religión, pero no son una ni dos las OPE que confunden la práctica religiosa con la actividad política, con el profundo rechazo social que ello conlleva.

12- Ambigüedad. El mensaje de las OPE suele ser excesivamente ambiguo y peca de escasa profundidad. No se analizan los problemas con detenimiento y ello responde casi siempre a la falta de formación de sus integrantes. Por mucho que uno se esfuerce, es imposible enterarse de lo que quiere y de lo que pide cada grupo y qué siglas corresponden a cada cuál.

13- Inoperatividad. En cuanto se juntan tres militantes de una OPE, se apresuran a crear cinco o seis cargos a repartir entre ellos (que si responsable de formación, que si jefe de distrito, que si secretario de acción política…) y, al menos, dos revistas o publicaciones, y a gastarse todo el dinero en cincuenta mil carteles a todo color que luego se almacenan porque no hay gente para pegarlos.

14- Ciber-obsesión. A veces tengo la impresión de que algunas OPE piensan que van a conquistar el poder a través de Internet, pues su actividad y su proselitismo se basan en este medio.

15- Mimetismo con movimientos extranjeros. No es raro que algunas OPE se dediquen a chupar rueda y a “copiarse” de partidos extranjeros patrióticos que han tenido cierto éxito electoral o social (Le Pen, Haider…), cuando los planteamientos de estos partidos generalmente nada tienen que ver con la sensibilidad y los problemas españoles.

44 comentarios:

F.A. dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Embajador en el Infierno dijo...

Muy bien explicado, me ha parecido muy sólido. Pero eso no quita para que entre a picarte. Allá voy:

Te faltan, en mi opinión, al menos tres características adicionales:

1. Hiperpesimismo. El "todo está fatal", "España se hunde", y en los más religiosos: "El Apocalipsis está al caer". Son actitudes castrantes que acaban por anular y quemar a la gente.

2. Mesianismo. Tan hispánico ¿verdad?. Todo el mundo está esperando al Gran Gallifante enviado por Dios para que con un solo movimiento de su brazo lo solucione todo y nosotros sus fieles participemos de la gloria.....sin haber pegado un palo al agua.

3. Hipercriticismo. De lo cual la presente entrada es un ejemplo. Ya digo que me parece buena, pero es que en el mundillo esto lo sabemos hacer todos de putamadre (con perdón). Vamos, de hecho creo que es lo mejor que hacemos. Espero anhelante la segunda parte donde propongas posibles vías de solución (no soluciones ¡ojo!) a estos problemas. Y la espero porque como a FA a mi me ha gustado el estilo de explicar las cosas.

aprendiz de brujo dijo...

Tres apuntes muy superficiales que no atañen a la esencia de tu brillante entrada, amigo.
1-Enhorabuena por tu original análisis, huyendo de tópicos, y mostrando un conocimiento inmenso del asunto.
2-Me entran ganas de cagar cada vez que veo la bandera con la gallina Caponata en medio. De la misma forma que me entra descomposición cuando veo símbolos no reconocidos por nuestro ordenamiento. Lease una estrellada de Cataluña.La policía no debería permitir la exhibición pública de dichos símbolos. No se que cojones hacen mirando para otra parte.
3-Espero que los operos u otros, no usurpen el templo o sus aledaños, ofendiendo a los cristianos que observan con escrúpulo el Evangelio. Si Cristo viviera se iban a llevar los mismos latigazos que los mercaderes del templo.
Enhorabuena una vez más, Neri.

Leonardo dijo...

El panorama es desolador (haciendo honor al "hiperpesimismo" apuntado por Embajador). Estamos condenados a seguir en una bi-partitocracia (lo de bi es un decir, porque cada vez se parecen más entre sí). Y no es que piense que lo de la pluralidad enriquece y todas esas tonterías; es que lo que hay es realmente vergonzoso.

Anhelo leer esas vías de solución.

Mary White dijo...

Al Neri, da gusto leer una entrada tan honesta, respetuosa, coherente y bien escrita.Ojalá los liberales tuviéramos alguien con esa capacidad. Si me aceptas una aportación, desde mi barrera,que en su momento estuvo cerca de las OPE, lo que he visto es que lo que hay es el resultado de lo que se sembró. Allá por el final de los 70, principio delos 80, había un poco de todo, dentro de las OPE, folclore pero también gente sólida. Primero la cesión para sacar a los socialistas, y después la impotencia ante el derrumbe moral de la derecha (en la que muchos se refugiaron para hacer piña contra el socialismo)(el PP les debe mucho,en mi opinión) llevaron a los más coherentes a refugiarse en su soledad, en la familia, también los que tenían 50 años en 1980, ahora están jubilados... en general, creo que la mejor parte de las OPE está sumida en una especie de abulia depresiva, y lo que quedan son los folclóricos, por un lado, y buena gente con pocas posibilidades, por otra. Y lo digo con respeto, sobre todo,que conste.

Saludos.

Lady Godiva

F.A. dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Alice dijo...

...“organizaciones patrióticas extraparlamentarias”, en adelante OPE.
Muy buena denominación,:) me ha encantado,..pero lo de OPE, ya está cogido. (Oferta Pública de Empleo)
No es por fastidiar.

Buena entrada. :)

Miquelino Flynn dijo...

En cuanto saque un rato intentaré hacer un comentario sobre este tema, el cual, por cierto, me parece muy interesante y muy bien sacado y expuesto por el Sr. Neri. Sólo quería salir ahora al quite de determinados comentarios un tanto ofensivos para con ciertos símbolos. Esta entrada puede convertirse en un debate serio e interesante sobre el tema en cuestión o en un concurso por ver quién suelta la mayor burrada. ¿Y para qué, pregunto yo? ¿Es que le hace falta a alguien dejar meridianamente clara su postura recurriendo a lo más bajo de la dialéctica?

F.A., en nombre de ese respeto que decías tenerme (y que es mútuo) te pediría algo similar para con esa bandera. Y si no puedes, sinceramente, puedes empezar a buscar a otro al que vestir con él.

El Subdirector del Banco Arús dijo...

Sr. Neri, aunque esencialmente de acuerdo con la mayoría de su argumentación, me gustaría poner alguna que otra objeción a los puntos expuestos, pues creo que son aplicables a cualquier organización de corte político o, incluso, de cualquier tipo:

1º. Falta de originalidad. LAS OPE's tienen un origen reciente en su corte ideológico (se basan en ideas surgidas en los años 20 y 30 del XX) mientras que la mayoría de opciones políticas son decimonónicas salvo el "centrismo" cuya originalidad se basa en no tener ideología ninguna. Por otro lado, no creo que la originalidad sea un valor sustantivo de una opción política, ni religiosa, ni de vida. La vulgaridad y la superficialidad, sin embargo, son un lastre y, muchas veces, se confunden con originalidad.

2. Monomanías. Frecuentes en toda organización, desde cofradías penitenciales hasta clubs gastronómicos o taurinos. Cuando varias personas se organizan, lo hacen en torno a aficiones, gustos, ideas o tendencias comunes de las cuales surgen esas manías que usted dicen. ¿No son monomaniáticos los progres (franquismo, ¿igualdad? de géneros...) o los peperos (ZP...)?

3. Ausencia de liderazgo. La proyección social o mediática vienen sesgada por los medios de comunicación que ensalzan a un líder contra otro al margen de sus méritos (véase en España el caso de Obama o de ZP). En el caso de organizaciones no promocionadas por los medios, la populridad del líder en su reducido círculo de influencia dependerá del éxito de la organización: la masa sigue al triunfador y hace leña del árbol caído aunque el día anterior o aclamara como a un Mesías: véase si no el caso de Llamazares, Rajoy o, salvando las insondables distancias, el mismo Jesucristo.

4. Nostalgia. La celebración de fechas determinadas es propia de cualquier grupo. Desde el Ejército hasta los sindicatos o el mismo PSOE (muerte de Pablo Iglesias, 14 de abril, ...). Los grupos necesitan referencias para autoafirmarse y, para que esas referencias puedan repetirse de forma periódica y con regularidad se precisa de su colocación en el calendario. ¿Acaso no celebramos como algo especial un aniversario de bodas o el cumpleaños de una persona amada? La nostalgia, siempre que no sea nuestra única guía, es como el espejo retrovisor de un coche.

5. Tono inadecuado. Claro, es mejor decir "que se vayan a la mierda" como Felipe González o vulgaridades.Muchas personas consideran que la forma de hablar de los miembros de la Iglesia o de la RAE también es inadecuado. Cuando la vulgaridad y la chabacanería son la norma...

Dejo otros puntos en el tintero para mejor ocasión. No tengo más tiempo.

El Subdirector del Banco Arús dijo...

Vuelvo a sacar otro rato y continúo:

6. Falta de unidad. Creo que en la mayoría de las organizaciones, también de cualquier tipo, existe unidad cuando se cumple alguna de estas premisas: falta de compromiso militante-falta de compromiso moral/intelectual y que las cosas vayan bien. Tenemos como ejemplo el PP o el PSOE: partidos en los que, a pesar de las discrepancias se ha mantenido la unidad cuando han mantenido el poder o las cosas hayan ido bien. ¿Acaso dudadamos que muchos militantes del PSOE no estaban de acuerdo con Rosa Díez o con Alberdi y, sin embargo, no las han seguido en su momento porque suponía abandonar una nave triunfadora? Vemos el ejemplo del PP tras la derrota electoral: para mantener la unidad del partido han necesitado renunciar por completo a lo poco que les quedaba de ideología.

Podía poner otro ejemplo claro con las diferentes confesiones cristianas, pero eso tiene miga suficiente para muchas entradas del blog.

¿Y que no decir de la falta de unidad entre las diferentes regiones de España? ¿En una España poderosa y temida por el mundo, aunque pobre, como en el siglo XVI, alguien se planteaba la unidad de sus territorios a pesar de sus diferencias, mucho más acentuadas que hoy en día?

7. Falsedad. Algo intrínseco al ser humano. ¿Cuántos estalinistas y proetarras existen en IU? Sin embargo se dicen demócratas en público. ¿Cuántos franquistas hay en el PP? Se puede acusar a estas argumentaciones de usar un tipo de falacia ad hominen o tu quoque, pero lo único que quiero dejar claro es que las pegas del sr. Neri son intrínsecas a cualquier tipo de organización

8. Falta de preparación intelectual. En esto se diferencian de otras organziaciones políticas en las que no abundan ni siquiera los "lectores compulsivos". Conozco a votantes del PSOE, del PP y de otros partidos que son, como la mayoría de los españoles, auténticos analfabetos. ¿Y qué decir de sus ministros y altos cargos: Moratinos, Pepe Blanco, Bibiana Aido, Leire Pajín, Celia Villalobos, y de casi todos los cargos de IU? En cuanto a lo de la sensatez, entendiendo así a personas que reflexionen las ideas y no recurran a tópicos manidos... Conozco a muy pocas aunque no esté de acuerdo con sus ideas y, entre ellas, algunos comentaristas de este blog a los que ni siquiera he visto en mi vida.

9. Incoherencia. Es esto estoy de acuerdo con usted. Pero deberá reconcer que para organizaciones ninguneadas por los medios (ocurre lo mismo para todos los partidos mayoritarios) la única oportunidad de arañar unos instantes en televisión, radio, etc., es durante el periodo electoral. Quizás los únicos que se salven en este "pecado" sean los de CNT.

Cuando tenga más tiempo, seguiré.

F.A. dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Embajador en el Infierno dijo...

Estoy con el Sr. Flynn. Podemos aprovechar este hilo para tener un debate serio, constructivo e interesante o podemos convertirlo en un pim-pam-pum. Personalmente la opinión que tenga el personal acerca de símbolos y banderas me la refanfinfla, como supongo que a ellos se la refanfinflará la mía. Así que a ver si hacemos todos un pequeño esfuerzo para centrar el debate.

Aprovecho para hacer un pequeño y bastante prescindible (casi una curiosidad) apunte al punto 1. del subdirector. La ideologia o doctrina (importante matiz) que tienen las OPEs en la mayoría de los casos tienen su origen también en el XIX e incluso antes. En algunos casos estas OPEs pudieron surgir al fragor de movimientos políticos europeos, que a lo mejor pudieron imitar en su estética, pero su ética, como digo en la mayoría de los casos, estaba trufada de la doctrina política tradicional española o tradicionalismo (que, aclaro, no es lo mismo que carlismo).

La Rebelión de los Borregos dijo...

Bastante de acuerdo con lo que dices en el artículo.
Haría falta empezar de cero y con coherencia. Pero ese es el problema, que desde hace mucho en ese tiempo hay ganas pero ninguna coherencia.
Saludos.

j.m dijo...

La "gallina caponata" o "el aguilucho", como lo han denominado algunos, es en realidad El Aguila de San Juan, presente en la iconografía española durante muchos siglos, y en muy diversas ocasiones.

Miquelino Flynn dijo...

F.A., tú mismo... No hablaba de ideologías, ni de compartir más, menos o nada lo que represente (o digan que representa) ese símbolo o cualquier otro. Hablo exclusivamente de respeto a los símbolos, a las ideas que aquí se expongan, a las personas que aquí participen.

Tú puedes decir lo que quieras, por supuesto. De la misma manera que después puede llegar alguien y decirte que para esos menesteres te busques a un profesional y dejes al pobre animalillo en paz. A continuación tú te acordarás de la santa del que se haya atrevido a ponerse a tu nivel, que hará lo propio poco después. Y al final resultará que lo que podría haber sido un debate interesante se ha convertido en un estercolero. ¿Queremos un debate o un estercolero? Esa es la cuestión.

Embajador en el Infierno dijo...

Sr. Flynn- Me he reído con ganas. Lo siento, tenía que decirlo. Y ahora volvamos al debate.

dulcinea dijo...

Muchas critiquitas pero las OPE, como tú las llamas, son los únicos partidos que hacen algo por España y no son unos sinverguenzas cgupones. Yo la gente que conozco de estos partidos es majisima y honradisima y no les identifico con tus críticas.

aprendiz de brujo dijo...

Lo sabemos j.m. Mi crítica no es por sus antecedentes históricos, sino por su más reciente significado.Y sobre todo por lo que representa la impunidad con la que en este país se pueden lucir símbolos que representan valores contrarios a nuestro ordenamiento.
Tampoco me gusta ver banderas republicanas y debería estar prohibida su exhibición pública. aún así dicha esta en su último período de vigencia al menos estuvo legitimada por eso que algunos valoramos tanto y otros no en este blog: la soberanía popular.

Miquelino Flynn dijo...

Al lío...

Estoy básicamente de acuerdo con la exposición de problemas a los que se tienen que enfrentar estos grupos pero me gustaría añadir alguno más, o quizás dar un enfoque algo diferente a alguno de los ya expuestos.

Una cuestión de forma primero puesto que discrepo con el nombre, como no podría ser de otro modo. En este área lo de las denominaciones es nuestra perdición. Y, sí, digo "nuestra" porque me reconozco parte de... eso, lo que sea, como se quiera llamar. Pero que no creo que el nombre escogido sea el mejor. ¿Organizaciones? Algunas darían vergüenza al mismísimo Pancho Villa. ¿Patrióticas? En algunos casos sólo si consideramos patriótico el nacionalismo, el chauvinismo o la entrega de la patria a quien más nos ponga para que la convierta en su coto privado (ayer Franco, hoy el occidentalismo con fines mundialistas que proviene de EEUU). ¿Extraparlamentarias? El nombre tiene que ser concluyente y es posible que un día hubiera que cambiarle porque alguna consiguiera esa presencia en el Parlamento. En cualquier caso, entiendo lo que quiere decir, Sr. Neri, y a qué grupos quiere englobar bajo ese epígrafe.

En cuanto a los problemas, añadiría los siguientes:

- Origen: Lo queramos reconocer o no, haciendo mil y una matizaciones, lo cierto es que el vínculo de estos grupos con las fuerzas y movimientos que fueron derrotados en 1945 es muy fuerte. Y no derrotados sólo militarmente, sino aplastados en cualquier otro escenario, ya fuera cultural, filosófico, de pensamiento... En el discurso de estos grupos resuenan valores que fueron derrotados entonces en beneficio de la implantación de otros que no casan nada bien con el ideario de estas supuestas OPEs. En el trasfondo de estos discursos se ve la mano de pensadores como Ortega, Jünger o Pound; mentalidades como la que se desprende del bushido o de la interpretación clásica del honor o de la tradición; y tantos otros elementos que fueron barridos del escenario en aquel momento y que fueron sustituídos por valores (antivalores mejor dicho) que se han terminado convirtiendo en los pilares sobre los que se levanta la actual civilización: el nihilismo, el materialismo, el relativismo... En un escenario así la articulación de un engranaje que ha sido pensado para funcionar en otras circunstancias se hace difícil. Y si ya lo era en aquel momento, la evolución de nuestra civilización, especialmente con momentos tan señalados como el 68, lo que ha hecho ha sido empeorar las cosas.

- Mucha teoría, poca práctica. El discurso de estos grupos es sencillamente perfecto. Lo es desde un punto de vista formal. Nos gusta la brillantez intelectual, cuidamos el estilo, la retórica, la oratoria, la dialéctica... Hubiéramos disfrutado como enanos viendo in situ a Cicerón pronunciando sus famosas catilinarias. Y además el fondo del discurso es acertado, conseguimos llegar al meollo de los asuntos, descubrir el origen de los problemas... Pero ahí nos quedamos. ¿Aplicación práctica? Ninguna. Al menos a Cicerón le sirvió para descubrir a Catilina y salvar Roma. ¿A nosotros? De nada.

- Es tanto lo que hay que hacer y cambiar que pareciera que en lugar de convertirse en un incentivo para ponernos a trabajar, nos sintiéramos abrumados y nos rindiéramos. Pero claro... nunca se reconocería una derrota. De ahí que se expongan las más variadas excusas. Algunas ya han sido expuestas, pero hay más. Como por ejemplo el eterno problema con las condiciones objetivas. Cualquier teoría revolucionaria niega la posibilidad de éxito de una revolución mientras no se den esas condiciones. Y nos agarramos a ello para explicar nuestra situación. Pero cuando esas condiciones se dan, como está pasando en la actualidad con una crisis económica que es global y que puede terminar en una crisis sitémica, ¿dónde estamos? Mientras hace años el obrero salía a la calle a protestar por las reconversiones industriales, mientras que el año pasado los jóvenes se echaban a la calle por el tema de la vivienda, o mientras que ahora los estudiantes se echan a la calle también por el Plan Bolonia, ¿dónde estamos? Ni estamos ni se nos espera... Lo cual demuestra que el problema no se encontraba en las condiciones objetivas, sino en las subjetivas.

- Y relacionado con el anterior punto, una acción política reducida a simple testimonialismo. Tal vez no nos hemos dado cuenta de que el mejor homenaje a nuestras fechas, batallas o personajes se hace con la lucha del día a día. Esa que está en la calle protestando contra Bolonia, la especulación de la vivienda, la explotación laboral o los despidos masivos (los que ahora se llaman EREs)... Pero, ¿dónde estamos mientras tanto? Protestando porque no nos dejan entrar en el Valle de los Caídos. Creo que si algún caído de esos se levantara nos corría a gorrazos.

Al Neri dijo...

En primer lugar, quiero agradecer vuestros elogios a esta entrada, que llevaba meses deseando escribir aunque fuese como simple medida terapeútica. Casi todos habéis hecho comentarios que me han hecho pensar y han aportado mucho a mi visión sobre las OPE. Sin más rodeos paso a comentar las cosas que más me han llamado la atención:

Embajador.- Me ha encantado tu comentario. Un pequeño matiz: en las OPE que yo observo no hay ningún mesianismo, sino más bien un individualismo atroz (todos se creen nacidos para ser jefes o presidentes nacionales o secretarios generales). Aprovecho para añadir un punto 16, que sería que cada vez que alguien -de dentro o de fuera- sugiere algo a una OPE, inmediatamente, como en un acto reflejo, le sueltan frases como: "Vale, dirige tú la revista", "muy bien, se tú el secretario provincial, a ver si lo haces mejor" o "¿ah, sí?, pues la próxima vez organizas tú la pegada de carteles, a ver qué tal". Resumiendo: puede haber mucha crítica y no siempre constructiva, pero te aseguro que también hay un talante hermético, impermeable al mínimo comentario o sugerencia bienintencionados.

Sinceramente, Embajador, creo que no merece la pena una entrada mía dando vías de solución. Basta una lectura sensu contrario de mis 15 puntos para orientarse sobre por donde creo yo que deberían pasar las soluciones. Aun así, en mis respuestas al Subdire, encontrarás soluciones concretas.

Subdirector del Banco Arús.- :
- Con originalidad no me refiero a ideas nuevas ni a cabriolas ideológicas (las ideas que manejan algunas OPE me parecen cojonudas), sino a enfoques y a mensajes más actuales, cercanos e inteligentes.
- Monomanías: Nada de acuerdo con usted. No hay nada más monomaníaco que las OPE. Son incapaces de dar una visión general sobre todos los ámbitos de la sociedad, de la economía, de la educación, de la cultura... Siempre están con las mismas historias y en concreto algunos son insufribles con la inmigración, que cada vez se está convirtiendo en el "certificado de facherío" de más OPE.
- Liderazgo: ¿Qué es antes, el huevo o la gallina?. ¿No llegan líderes a las OPE porque están muy marginadas por la sociedad, o la sociedad las margina porque no tienen líderes atractivos? Yo pienso honradamente que hay mucho más de lo segundo.
- Nostalgia. Conforme con usted en este punto, pero no olvide que yo sólo he criticado centrar toda la actividad en este tipo de actos nostálgicos.
- Tono inadecuado. Sigo en mis trece. Para mí tono inadecuado no es la incorrección política que pueda tener la Iglesia, el blog de Embajador, de Hispanicus, de El Francotirador o la Pluma Viperina ;-), sino un lenguaje crispado, apocalíptico, peleón más que luchador, insultante por norma y empapado de un pesimismo casi siempre castrante, como muy bien ha señalado Embajador.
- Unidad. Aquí, Subdire, me tengo que quitar el sombrero porque tiene usted mucha razón. Si una OPE tuviera el éxito o poder suficientes, muchas otras se iban a quedar vacías de afiliados porque se irían todos con ella. La debilidad favorece la fragmentación. Sin embargo, cuando hablo de unidad, no siempre me refiero a la fusión de diferentes OPE, sino a la cooperación en un sentido más amplio a través de plataformas o coordinadoras para cuestiones puntuales como podrían ser ciertos comunicados de prensa, ciertas protestas (ejemplo, lo del Valle de esta semana)o incluso la actividad electoral en algunos casos. En determinadas modalidades de OPE considero perfectamente viable crear una confederación de organizaciones. En estos temas, las OPE sí deberían fijarse en la extrema izquierda, que también padece un fragmentarismo enfermizo pero es capaz de unir fuerzas cuando las circunstancias lo exigen.
- Falsedad. Sí, señor, falsedad hay en todas partes y en los grandes partidos ni le digo. Pero para el coñazo moralizante que dan las OPE sobre la honradez en la política, la transparencia, etc, pienso que deberían dar ejemplo en este sentido. Si cuatro niñatos son capaces de cuatriplicar el número de asistentes a un acto cuando escriben un comunicado de prensa, o siendo más totalitarios que Hitler fundan un partido "nacional", pero aséptico, constitucionalista y "correcto" para pillar más votos, imaginemos lo que serían capaces de urdir si algún día son concejales o diputados. Yo me echo a temblar.

- Falta de preparación. Me reitero en lo dicho. De acuerdo que hay mucha cultura en las OPE, pero es una cultura que muchas veces no sirve para nada y mucho menos para hacer política. Por poner un ejemplo, es como si un chaval busca trabajo diciendo que sabe nada menos que cinco idiomas y luego resulta que son el griego clásico, el guaraní, el zulú, el bable y el sefardí del siglo XV.

Miquelino.- Muy de acuerdo contigo en general. Tu párrafo de la lucha en la calle me ha conmovido, pero cuidado, no vayas a convertir las OPE en ORP (organizaciones reparadoras de parches). Sin negar la legitimidad de estas protestas, yo animo a las OPE a construir una crítica actual, sólida y completa al actual sistema político y no únicamente a sus manifestaciones en forma de paros, despidos, relativismos, etc...

gutiforever dijo...

Falta un lider que aglutine a todos los grupúsculos, desde Falange a Alternativa Española,pasando por Democracia Nacional y algunos otros que están diseminados.
Comparto casi todos tus argumentos,Al, pero la verdadera raíz está en esa falta de liderazgo de alguien con sólida formación intelectual,imagen y capacidad comunicativa.
Aquí en Italia,Umberto Bossi logró aunar a todo el espacio desencantado en torno a un programa y su figura, y ahí están como una fuerza política en auge y pujante.
Lo mismo, en Austria con el difunto Haider.
Pero hasta que no desaparezcan los Inestrillas y demás "folclóricos" que transmiten una imagen patética y marginal, el futuro de los que tu denominas OPE,es tenebroso y patético.

Embajador en el Infierno dijo...

Al Neri- Un comentario rápido que estoy muy cansado. Lo que dices sobre falta de preparación. Hace unos años a alguna cabeza original de la CTC se le ocurrió traer a un tipo de fuera que diera un curso de como hablar en público a un grupito seleccionado de militantes. ¡La leche, oye!. No sabes como cambiaron nuestros actos. De repente había cinco o seis tios (y chicas) que sabían dar un discurso sin balbucear, y metiendo cierta garra y hasta cierta gracia.

Desde luego los hay que tienen esa habilidad natural u otros que la han aprendido por su actividad profesional, pero es que algo tan simple como que no se puede estar tirando siempre de los mismos para todo, como que se nos olvida.

gutiforever- Aclaro que el comentario que voy a hacer a continuación no tiene nada personal contra ti.

Dicho lo cual: el comentario anterior es lo que yo entiendo por mesianismo. Un Umberto Bossi no aparece por generación espontánea. Es más, un Umberto Bossi no sirve para nada cuando no hay detrás una organización de gente comprometida a las duras y a las maduras. Hay que bregar muchos años a las duras para poder hacer algo constructivo en las maduras. Eso está más claro que el agua. Y no conociendo nada la situación política italiana, me juego el cuello a que antes de Bossi hubo tres o cuatro líderes posiblemente tan valiosos o más que él, y cientos de militantes que se quemaron conscientemente, que lo dieron todo, con esta idea en la cabeza: que algún ida, que a lo mejor ellos no verían, su esfuerzo valdría para algo.

gutiforever dijo...

EMBAJADOR:
No crea que se quemó nadie en el proyecto de Bossi.
Surgió de forma natural,por que lo que Bossi intuyó,era que sin unión,sin coordinar y aglutinar los pequeños partidos y grupúsculos,no se podía hacer nada.
Un liderazgo de alguien con sólida formación intelectual,imagen y capacidad comunicativa.
Bien es cierto,que la situación y el desencanto político aquí en Italia,no es el que acontece en España.
De ese desencanto participa también la izquierda,que no es "hooligan" como la española.
La Casta es un ejemplo de esto que le comento.

Al Neri dijo...

Al margen de mi opinión sobre Bossi, estoy con Gutiforever: "la verdadera raíz está en esa falta de liderazgo de alguien con sólida formación intelectual,imagen y capacidad comunicativa".

Pero lo que yo considero más importante de todo es que cada una de las OPE se pregunte de una vez (nunca lo han hecho) cuáles son sus verdaderos objetivos:

1- Si su objetivo es que unos señores se reúnan con otros que piensan igual para sentise a gusto y comprendidos, y compartir sus ideas, conmmemorar a sus fundadores, hacer actos culturales o incluso críticas públicas a ciertos aspectos de la sociedad, creo sinceramente que muchas de las OPE funcionan muy bien y no es necesario que cambien casi nada.

2- Si además su objetivo es alcanzar alguna cota de poder político, deberían hacerse una segunda pregunta: ¿estamos dispuestos a aceptar o a servirnos del sistema parlamentario y electoral vigente?

a) Si por razones de coherencia ideológica, la respuesta es negativa, las interesantísimas alternativas prefiero no describirlas aquí, pues podría emocionarme demasiado y prefiero que este blog no sea clausurado ;-)

b) Si la respuesta es "sí" (con coherencia o sin coherencia), entonces debe tenerse en cuenta algo fundamental: es ABSOLUTAMENTE IMPOSIBLE, se haga lo que se haga, se gaste el dinero que se gaste, se tengan los líderes que se tengan y se organicen los cursos de oratoria que se organicen, conseguir representación parlamentaria si las OPE que todos sabemos mantienen la denominación y/o las siglas históricas que están en mente de todos y no voy a citar.

Ojo: No estoy criticando o sugiriendo que nadie se cambie de nombre. Sólo estoy diciendo que es completamente incompatible tener ciertos nombres (y ciertas formas) con sacar escaños.

Esta incompatibilidad no supone necesariamente que los partidos que quieran aspirar a alguna migaja parlamentaria tengan que cambiarse de nombre, sino que al menos deberían hacerlo a efectos electorales o de cara a los medios. De hecho, hace ya bastantes años una serie de partidos izquierdistas con nombres políticamente estridentes (ej. PCE) se federaron en torno a las siglas IU (que fueron desde entonces su imagen de cara al exterior), relegando al "consumo interno" sus nombres históricos. IU ahora ya sabemos cómo está, pero la idea de la federación (que podría ser una confederación, una coalición, una coordinadora u otro instrumento jurídico que se prefiera) me parece muy inteligente y creo que no conlleva ninguna renuncia ni incoherencia en lo esencial.

Las OPE deberían aprender a diferenciar entre IDEOLOGÍA POLÍTICA y OBJETIVOS POLÍTICOS; plantearse si tienen estos últimos o si se conforman con ser un cruce entre grupo de Boy Scouts, asociación de antiguos miembros del Frente de Juventudes, asociación familiar en defensa de las tradiciones españolas o ateneo cultural de ratones de biblioteca. Y que conste que todo ello me parece muy respetable y muy legítimo.

Pero repito: Yo aquí no me estoy pronunciando sobre lo que creo que es mejor o peor para las OPE, sino dando una serie de datos y alternativas que me parecen bastante obvios.

ignatus dijo...

Desde mi posición, fuera de cualquier OPE, alguna de las ideas que al respecto se me podían ocurrir las veo reflejadas en tu minuciosa descripción. Nada digo por tanto, pues nada tengo que aportar ("como siempre", dirán muchos ;-)

Pero sí quiero comentar algo sobre las respuestas. Algunos señalan que, básicamente, sólo hace falta un "líder" que catalice todas esas fuerzas, y esa idea me da un poco de miedo y, de ser cierta, pena: sería muy triste que la causa de que haya múltiples facciones se debiera sólo a algo tan superficial y sería terrible que llegaran a unirse en torno a un liderato sin haberse consensuado las ideas, que entiendo debería ser lo primordial. Me recuerda a cuando mi abuela votaba a Felipe González porque era "muy guapo" (sic) (y no, no era ciega)

Otro asunto: en una de las respuestas Neri pone de ejemplo de tono adecuado la incorrección de este blog y de otros blogs amigos, opinión que comparto (tanto la idea de lo que "debe ser" como los ejemplos señalados).

Luego habla de lo que considera como tono inadecuado (lo que no debe hacerse), describiéndolo como aquel que emplea "un lenguaje crispado, apocalíptico, peleón más que luchador, insultante por norma y empapado de un pesimismo casi siempre castrante". Pero, quizá por no afear a nadie, no pone ningún ejemplo teniendo ahí mismo el blog de Natalia Pastor como paradigma de todo ello (amén de monotemático, que creo también viene al caso). Con ejemplos concretos siempre se entiende mejor todo.

Hablando de ejemplos concretos: el GIL (y tal y tal) ¿sería un ejemplo de OPE? Patriótico como ninguno era Jesús Gil, no tienen representación en el Parlamento y, como toda mafia, estaba organizado... ah, y obsesionado con la inmigración ("al negro ese hay que matarlo")

Y, más ejemplos: dice dulcinea que las OPEs "son los únicos partidos que hacen algo por España" y no me vendrían mal algunos ejemplos de ello. Conste que no va con segundas, ni pretendo dar a entender que la afirmación sea falsa: es que verdaderamente, probablemente por estar “fuera de ese mundo”, no soy consciente de esa labor y, vuelvo a repetir, a mí los ejemplos me ayudan mucho a entender. Dejo la pregunta abierta a cualquiera que suscriba la afirmación, no sólo a dulcinea. Gracias de antemano

Saludos a todos.

Al Neri dijo...

Ignatus.- A mí el blog de Natalia Pastor, aunque a veces pueda no compartir las ideas expresadas en él, me parece uno de los mejores que conozco, tanto en la temática (nada repetitiva a mi parecer) como en su exquisita forma y en el gran fondo cultural que tiene. Su tono me parece adecuadísimo, aunque por olvido no lo haya citado antes.

Interesante lo que dices de los líderes, pero no olvides la importancia sociológica que tiene el "caudillismo" en este tipo de organizaciones...

No creo que el partido de Gil -que yo sepa- tuviera entre sus ejes programáticos la exaltación y defensa de la Patria, aunque luego el inefable y liberaloide de Gil fuera un patriotero de charanga.

javier dijo...

Ignatus:
¿El Blog de Natalia Pastor es monotemático?.Me parece que es todo lo contrario.
Política,asuntos jurídicos,economía...
De entrada,uno de sus colaboradores,Andradas,"clavó" lo que está sucediendo con la crisis económica hace un año y medio.
Otra cosa, es que tu les tengas fobias o ganas,que eso es ya es otro tema.
Y dado tu comentario,veo que serás seguro antiCOPE y antiLosantos.
No me expliques más....

Saludos.

Embajador en el Infierno dijo...

Iba a hacer un comentario sobre lo del líder carismático (caudillismo, mesianismo,....) y me parece que Ignatus le ha dao en to el ojete (con perdón). De modo que cierro el pico y digo que eso que ha dicho Ignatus es lo que yo quería decir.

loregan dijo...

Pues como el futuro de la ultraderecha u OPE,pase por Ynestrillas y los quince analfabetos con "bombers",rapados y con menos lecturas que un vendedor de la ONCE,lo llevan claro.....

sefo dijo...

Hala, todos los fachas aqui teorizando sobre como ser mejores fachas. De verdad se me pone un nudo en el estomago de pensar como puede haber personas metidas en estas sectas de extremaderecha que basan todo su pensamiento en la violencia y en el odio.
Tiene razon Ignatus, que diga Dulcinea que hacen por España estos grupusculos, venga, hija.

ignatus dijo...

Jobar, Sefo, que mi pregunta no va con mala intención y no es sólo para que me la responda dulcinea, no te cebes. Aun así, como tú, yo también sigo esperando una respuesta (de quien sea), pues tengo curiosidad.

Javier, no sé que tendría de malo ser antiCope o antiLosantos: lo dice como si serlo fuera una herejía (“palabra de Dios, que lo ha dicho Losantos”). En cualquier caso no soy ni una cosa ni otra pues no escucho ni la emisora (quizá alguna vez suelta lo haya hecho, no lo sé), ni al personaje (nunca que yo sepa) y, aunque tengo entendido que este último dice muchas tonterías, me faltan elementos de juicio para “condenarle”. El hecho de no escucharles se debe a que apenas oigo radio y cuando lo hago pongo música o radio 5 ó 3.

En cualquier caso tiene Usted (y Neri) razón en que el blog en cuestión no es “monotemático”. Ha sido un error por mi parte pues lo que yo quería decir era “monomaníaco”, entendido como el hecho de que, se trate el tema que se trate, siempre se utiliza de crítica feroz hacia el gobierno/psoe/la izquierda. Y, por cierto, cuando hablo de la monomanía del blog, no me refiero sólo a las entradas de los “dueños” sino al conjunto de los comentarios, pues, en mi opinión, un blog es el compendio de ambas cosas. Pero en cualquier caso es sólo una opinión mía. En el siguiente párrafo pongo un ejemplo de por qué pienso lo que pienso, pues quiero ver si Al Neri y yo hablamos hoy el mismo idioma.

A ello: me dices, Neri, que el blog que pongo de ejemplo no encaja en tu descripción de “tono inadecuado”. Hace unos días que no entro, pero el último que leí era sobre unas burradas que habían dicho Cristina Almeida y Paco Ibáñez. Dame un minuto y lo enlazo… Ya está: muestra de la exquisita forma, gran fondo cultural y tono adecuadísimo” del blog de Natalia Pastor. En mi opinión eso son malas formas. Y lo que es peor en este caso es que las malas formas ocultan el fondo, porque al utilizar un lenguaje insultante propio de subnormales sin argumentos cuando sí hay argumentos (las palabras de los Cristina A. y Paco I. son deleznables) se pierde una magnífica ocasión de mostrar a las claras que se tiene razón. Si esto no es a lo que te refieres, Neri, por favor te pido que rebusques un poco y me señales algo que sí lo sea, para poder comprenderte.

Añado dos cosas: casualmente en los comentarios al post que indico hay una “disidente”, cosa que no es habitual; las respuestas faltonas a la intrusa sí son normales en el blog cuando alguno se equivoca de lugar. Insisto en que, en mi opinión, esa no es la manera ni de captar adeptos, ni de llegar a nada (aunque probablemente no sea el fin del blog)

Por otro lado, la referencia al mentado blog la hago a modo de ejemplo aclaratorio (mal puesto o no). Soy consciente de que La Pluma Viperina es frecuentada por autores del Blog de Natalia P., pero no pretendo molestarles ni mucho menos sugerir que cambien (entiendo que les gusta que su blog sea así): de querer incordiar o proponer haría estos comentarios en su blog. Espero no se me enfaden demasiado pues no es lo que busco.

Y creo que ya está todo. Chao.

Al Neri dijo...

Ignatus, me parece muy bien que tengas tu opinión sobre el blog de Natalia Pastor, pero creo que la Pluma no es lugar adecuado para que debatamos sobre dicho blog. Te aconsejo que lo que tengas que decir del equipo de Natalia Pastor lo hagas a través de un comentario en su propia bitácora, y aquí nos centremos en analizar las OPE, si es que el tema da para más.

javier dijo...

Pues a mi,el post sobre la Almeida del blog de Natalia Pastor me parece magnífico.
No sólo por que lo escriba Gutiforever, que es un lujo, y nadie puede dudar de la calidad del texto, si no que dice verdades irrefutables.
De todas formas estoy con lo que dice Al Neri;la inquina hacia el blog y sus autores no es de lo que aquí se trata, y revela una falta de elegancia por su parte:si tiene alguna queja,trasládesela a ellos,ya que la bitácora está abierta a todo tipo de individuos.
Yo creo,Ignatus,que el retrato que se hace de la izquierda en la diferencia te va como anillo al dedo.
Y como curiosidad,he mirado en alguno de lo posts de ese blog, a ver si aparece algun comentario tuyo,y curiosamente(o no)no hay ni rastro,por lo que no entiendo esa fijación obsesiva por un blog(hasta el punto de sacarlo a colación en un tema que ni va ni viene,a raíz de que Gutiforever ha realizado un comentario en este post).
El sectarismo y la mala baba le delatan,Ignatus.

francisco dijo...

Coincido punto por punto con Al Neri en su entrada sobre los denominados OPE, y en la necesidad de que exista un liderazgo.
Es curioso lo que dice el tal Ignatus,que es una absoluta majadería.
Dice Ignatus;"...un "líder" que catalice todas esas fuerzas, y esa idea me da un poco de miedo y, de ser cierta, pena: sería muy triste que la causa de que haya múltiples facciones se debiera sólo a algo tan superficial y sería terrible que llegaran a unirse en torno a un liderato sin haberse consensuado las ideas".
¿Y que es Obama,si eres tan amable de explicarnoslo?¿la "obamamanía" no es un seguimiento al lider,simplemente por su figura,al margen de un program que se resume en "change"?.
¿Y Kennedy?.¿No existía un seguidismo y un culto a la figura del líder,del creador de esa entelequia de la "nueva frontera"?.
¿Y con Felipe González?,¿no existía "culto" a la figura del sevillano?.
En fin,...es que es algo tan obvio,que da pereza explicarlo...

Nota:
Antes que se me olvide.
Yo soy asiduo lector del blog de Natalia Pastor,igual que de La Pluma Viperina o de Caballero ZP, y francamente,no sólo por su extraordinaria calidad, si no por que respetan la libertad de expresión,cosa que no existe en otros blogs.
Dices además,Ignatus,"esa no es la manera ni de captar adeptos, ni de llegar a nada (aunque probablemente no sea el fin del blog)".
Mira los comentarios que tiene cada dia el Blog de Natalia, y piensa si le hace falta ganar "adeptos" como tu.
(Siento el off-topic,Al Neri, pero me molesta que cobardemente,se hable mal de un blog en otro foro, en vez de decírselo personalmente al interesado),

Saludos.

ignatus dijo...

Neri, centrarme es lo que pretendo. Si hago referencia a un blog concreto a modo de ejemplo, es porque tú antes has hecho lo propio con otros (los de Hispánicus, Embajador...); razonar por qué lo considero "ejemplar" no me parece inadecuado ni fuera de lugar. Y pretende ser clarificador sobre el tema de las OPEs al definir lo incorrecto y lo correcto, pues obviamente tenemos acepciones distintas para los mismos términos.

Pero quizá he excedido el comentario por largo y reiterativo: lamento en cualquier caso haberte molestado (y extiendo mis disculpas a los aludidos si en algo les he ofendido, pues no ha sido nunca esa mi intención)

Así pues, centrándonos, olvida pues mi incorrecto ejemplo y dame tú, por favor, alguno que de verdad refleje ese "tono incorrecto", pues pensaba que sabía a qué te referías con eso y veo que no.

Dices en el post que muchas de las OPEs centran sus acciones en internet, por lo que no debiera costarte mucho darme gusto con un enlace significativo de lo que dices. No sé por qué te resistes a poner ejemplos de lo "mal hecho": si es por no quedar mal con nadie, dímelo y no insito (me quedaré con la duda)

Y queda pendiente, para quien quiera responder, lo de las cosas buenas que hacen las OPEs por España que dijo dulcinea (bien concreto también y también sin respuesta)

Un saludo

Última hora, rápida y telegráfica, que voy con prisa: Javier, no tengo ninguna queja del blog en cuestión(no me busque que creo que no he escrito nunca en él): me parece perfecto tal y como es pues entiendo que es como les gusta a sus dueños y a sus numerosos comentaristas. Y a mí también me parece que el post de Almeida dice verdades (ya lo he dicho antes). Al blog no lo he sacado a colación porque aquí haya escrito nadie en concreto pues nunca he querido molestar ni a gutiforever, ni a Usted, ni a nadie. Más saludos para todos.

ignatus dijo...

Francisco, de lo que comenta de los líderes, decir tres cosas:

1- en los prejuicios que sobre mí debe haberse formado (posiblemente acertados la mayoría) parece ser que está el de que yo, de alguna manera, idolatro a los 3 personajes que cita, cosa que en ningún momento he dicho (ni hago). Y los menciona como si con eso me rebatiera en algo, cuando ya he dicho (dando a entender que era penoso) que mi abuela votaba a Felipe por su “carisma” y no por su programa. Cualquier voto emitido por la “belleza” de un candidato me da pena, sea quien sea el candidato.

2- en los ejemplos que Usted cita, los líderes lograron, con su carisma, dar un empuje importante a su partido. Pero en ninguno de los casos lograron juntar facciones / partidos /organizaciones de muy distinto pelaje sólo por su cara bonita. Eran líderes de partidos que ya estaban internamente unidos de antemano por sus ideas, que es lo que creo importante. Y si dos grupos distintos se unen, debe ser por haber consensuado sus ideas, no por quién les represente.

3- el hecho de tener malos líderes (carisma nulo, con poca gracia para hablar en ambos casos) no ha importado para que PSOE y PP sigan consiguiendo casi todos los votos: tener un buen líder es una ayuda, pero no creo que sea el factor principal.

Dicho esto, me temo que lo del “líder” no es algo tan obvio como dice, por lo que creo que debería dejar su pereza y defender un poco mejor su opinión pues con sus ejemplos ha dado “munición al enemigo” (servidor).

Respecto a lo del blog que menté, me remito a lo ya dicho en mi anterior post y le hago extensiva a Usted mis disculpas por haberle molestado. Sólo señalar que yo mismo he dicho que no creo que el blog “busque adeptos”, pero si fuera una OPE que los buscase (que no lo es), serviría de ejemplo de estrategia equivocada pues, en mi opinión, no lograría con esa línea aglutinar a demasiada gente. Desgraciadamente mi torpeza en las formas ha hecho que, como en el post que como ejemplo criticaba, el fondo no se haya captado bien.

Un majadero saludo.

dulcinea dijo...

Ignatus y sefo, si esperais que haga una lista de cosas por España que consista en cosas materiales, medidas politicas o algo así, os voy a defraudar porque como las OPE´s no estan en el poder, ni tienen casi dinero a penas pueden conseguir nada ni tener repercusion.
Pero para mi si son las unicas que hace algo valioso por España porque saben lo que significa la patria y se vuelcan con ella poniendola por encima de sus intereses individuales, estudios, trabajo, etc.
Tambien son los unicos que se atreven a denunciar cosas que nadie se atreveria por estar muy mal visto o ser politicamente incorrecto.
Tambien son los unicos que son capaces de ver con claridad los problemas que tiene España en este momento aunque no tengan la capacidad de dar las soluciones.
Todo esto no es hacer mucho por España?

ignatus dijo...

Dulcinea, muchas gracias por tomarte la molestia de responder(se agradece que al menos alguien lo haga). Soy consciente de las limitaciones que la ausencia de poder que señalas supone para la realización de medidas de alcance.

No me hubiera importado algún ejemplo concreto de denuncia "políticamente incorrecta" o de OPEsista comprometido o problemática general de España que sólo ellos detectan, pues, tal y como lo describes, tus palabras podrían ser suscritas, con razón o sin ella, por uno del PP sobre su propio partido (o de Izquierda Unida o el PSOE pues todos creen que sus partidos son los únicos "lúcidos").

Me quedo, eso sí, con lo de la "idea de patria" que entiendo que sí es diferente en las OPEs.
Te agradezco nuevamente que me hayas contestado.

Un cordial saludo.

Embajador en el Infierno dijo...

Resumo: Obama, Kennedy y Gonzalez son la prueba palpable de porque detesto el mesianismo/caudillismo/lidercarismatismo. E incluso podríamos poner a Fraga en su papel de desmovilizador (y en ocasiones algo más que eso) de la derecha sociológica española como personas activamente participantes en política.

Txiripitiflautiko dijo...

Coincido bastante con tu diagnóstico sobre la situación de los grupos patriotas hasta el momento. De todas formas, creo que una alternativa seria a la actual cleptocracia pasa por desvincularse cada vez más de una estética caduca y unos debates bizantinos y marginales. Afortunadamente,ésta es la línea del Frente Nacional. Los patriotas españoles deben optar por seguir en la marginalidad o integrarse en el Frente para articular un partido moderno, en la línea de otros países europeos. Aunque es cierto que el pesebre periodístico ha hecho mucho daño al sector patriota español, hay que tomar ejemplo de otros países como Alemania, donde los patriotas han sufrido,y siguen sufriendo persecución, prohibiciones, calumnias históricas y encarcelamientos y, sin embargo, han sabido articular partidos coherentes como el NPD.

Gurney Halleck dijo...

Para poner una nota discordante entre tanta preocupación por el futuro de las OPE, diré que a mi me alegra su situación de debilidad y confío en su pronta extinción.

¿Por qué, os preguntareis muchos, mientras afilais las plumas para acusarme de "rojo-progre"? Bien, simplemente comentaré algunas cosas que producen mi aversión a estas organizaciones.

En primer lugar la apropiación de España y del patriotismo y la vinculación del afecto a España con un determinado ideario político.
Todo ello aderezado con una terrible nostalgia del franquismo (como si hubiese sido una era feliz de cuento de hadas que no alcanzo a comprender) y un posicionamiento a favor del bando nacional en la guerra civil. Ah, y un ferviente catolicismo, se me olvidaba.

Bien. España no es suya. Es de todos, es mía. Se puede ser ateo y patriota (no el sentido pervertido del patriotismo que se le da ahora a la palabra).
Los republicanos que lucharon en la guerra civil eran españoles, tanto o más que los nacionales. Para ellos ustedes eran los que trataban de destruir España, con la ayuda de ejércitos extranjeros. (Es curioso que en las guerras civiles siempre se recurra a extanjeros. Pasó con los visigodos y los moros, en la guerra civil castellana se recurrió a ingleses y franceses...)

¡Incluso se puede ser patriota y comunista! Qué tendrá que ver la ideología con la patria.

El patriotismo es el amor a una tierra, a una gente y a una historia. La fe, la política, poco tienen que ver con ello. Cambian con el tiempo, pero lo otro permanece. ¿Son ustedes menos patriotas por no creer en lo que creían los visigodos, o los romanos, o quienquiera que haya vivido en España? ¿O piensan que ellos no eran españoles? ¿Que sólo los "católicos de derechas" son dignos de ser españoles?

Los simpatizantes de estas OPE se han quedado detenidos en un momento de la historia, un momento que les conviene, pues coincide con sus creencias.

En otro orden de cosas comentar que no estoy metido en el mundillo de las OPE, pero conozco a algunos simpatizantes.

La impresión general que me dan ciertamente coincide con lo comentado por Al Neri. Incluso a veces he tenido la sensación de que sienten una imperiosa necesidad de pertenecer a algún colectivo. Y que es esa necesidad y no la ideología lo que los hace entrar en estas OPE. Y me ha dado bastante miedo pensar que entran en las OPE porque han nacido en Castilla y León, pero si hubieran nacido en San Sebastián habrían acabado siendo "batasunos". Les gustan los símbolos, los cánticos, las banderas, los discursos victimistas, sentirse parte de algo más grande... pero les da igual el qué.

Aunque esto último puede achacarse sólo a los casos personales que conozco, claro.

El Subdirector del Banco Arús dijo...

¿Se puede ser patriota y comunista? No creo que ni Marx, ni más recientemente Anguita, estuvieran de acuerdo. Si un comunista considera que la Patria es un invento del explotador para dominar al trabajador y que, en el estado comunista todas las patrias desaparecerían, dudo que se pueda ser patriota y comunista.

Otra cosa es que los comunistas, históricamente, hayan fomentado los sentimientos más que patrióticos nacionalistas y secesionistas como acción estratégica. Eso hicieron los bolcheviques cuando proclamaron que Rusia era "la cárcel de los pueblos" para, una vez en el poder, pasar a sucesivas guerras de conquista.

Esto mismo hacen muchos separatistas en España. ¿Acaso creemos que si los batasunos, los separatistas gallegos o los catalanes (o esos guarros de separatistas castellanos) lograran sus fines en algún territorio no pasarían inmediatamente a la conquista de los anejos para implantar en ellos la dictadura del proletariado?

Gurney Halleck dijo...

Ciertamente, el comunismo o el socialismo deberían ser internacionalistas, pero... ¿acaso el cristianismo no lo es?

Tal vez lo que falle sea la definición de patria y patriotismo.
Tal vez debamos de dejar ese patriotismo basado solamente en la presencia de "enemigos de la patria" y victimismo que tanto explotan los nacionalismos periféricos y las llamadas OPE.

El expansionismo de los separatismos es evidente. Ahora mismo recuerdo una proposición de los independentistas gallegos para anexionarse los pueblos leoneses de la frontera, por estar culturalmente más ligados a Galicia. (Quedó en nada, claro.)

Pero para mí, ese patriotismo del que hacen gala los independentistas radicales catalanes, gallegos o vascos (muy similar al patriotismo Español de las OPE, pero con diferente patria), es una perversión del patriotismo.

Busca la destrucción de todo aquel que se salga del patrón nacional que ellos han establecido, un patrón muy concreto e interesado.
Pasan a la ciudadanía por un filtro muy selectivo. A los que pasan el filtro los llaman patriotas. A los que no: extranjeros.

Esto está pasando ahora mismo en algunas regiones de España. Y puesto que el tema del día eran las OPE, creo que es lo que estas también harían si pudieran.

Miquelino Flynn dijo...

Gurney Halleck, esa distinción que haces entre dos tipos de patriotismos está más que entendida y asumida por parte de mucha gente de esas OPE. No sé si tratas de explicar algo que crees que es nuevo pero para muchos está más que claro y hasta tiene nombre: nacionalismo versus patriotismo. El primero es el excluyente, el que se construye como reacción a algo, de naturaleza romántica y basado en el amor al terruño, a la boina calada hasta la linea cejijunta que no deja regar bien la cabeza y a la forma y dimensiones de la nariz. El otro es el patriotismo integrador, superador de diferencias físicas, que toma como propios aquellos elementos positivos y valiosos del resto de culturas y que tiene una voluntad constructiva. Pásate por aquí para ampliar información. Quizás después de documentarte un poco más no te alegre tanto la idea de que puedan desaparecer unas organizaciones que defienden unas ideas que podrían solucionar tantos problemas.

En cualquier caso, no es ese tema del que se estaba hablando. Para entrar en disquisiciones ideológicas supongo que ya habrá tiempo en otro momento, aquí se estaba hablando de los problemas por los que las OPE no terminan de asentarse.

Es este el tema del que se está hablando, sefo, por ello creo que si no te gusta siempre puedes pasar d elargo. O dejar tu opinión, sea la que sea, si tienes algo que aportar. Pero para publicar un mensaje como ese, es mejor que no publiques nada. Porque caes en la contradicción de pedir que se explique una idea enumerando sus aplicaciones prácticas y, sin embargo, haces un juicio sobre las OPE sin poner ejemplos.

Ignatus, no estoy de acuerdo con la afirmación que hacía Dulcinea y por ello seguramente no seré el más indicado para darte la lista que pedías. Creo que ni todos los que trabajan por una España mejor están en las OPE ni todos los que están en estos grupos trabajan realmente por España. O al menos no con la España con la que yo me reconozco. Sin embargo, y a pesar de que no quiero que parezca que estoy intentando explicar lo que quiere decir Dulcinea con ese juicio porque ya es mayor para hacerlo por sí misma, sí que me gustaría hacer una distinción entre las OPE y la gente que forma parte de ellas y los partidos políticos y sindicatos mayoritarios. Unos dedican parte de su tiempo libre a desarrollar unas ideas y aplicarlas en la práctica, los otros son profesionales que viven de ello. Unos lo hacen desde la marginación, otros desde el sistema. Y fundamentalmente unos lo hacen movidos únicamente por un interés patriótico y comunista (en el buen sentido de la palabra)y los otros pasando antes por el filtro de la ideología y la estrategia de su partido. Creo que hay una diferencia bastante importante y que es a la que se refería Dulcinea.